Miguel “Negro” Piñera habló de todo y por todos: “Jamás he estado borracho. Soy lo más ubicado y equilibrado que hay. ”

El primer Piñera famoso fui yo. Yo me hice conocido el 80, cuando llegué a Chile. Sebastián se hizo conocido el 89, cuando fue candidato a senador. Yo soy el popular de los Piñera.

415

Mi pega es huevear. Mientras más hueveo, más plata gano. Lo mío es armar carretes: vender alcohol y entretenimiento. La gente dice “ah, es que el ‘Negro’ vive de noche, es carretero”. Soy carretero porque es mi pega, porque soy un obrero del entretenimiento. Salgo todos los días, no hay nadie que salga más que yo. Soy el rey de la noche.

La mesada es un mito. Mi hermano Sebastián nunca me ha dado mesada, yo he trabajado toda mi vida. Tuve mi primera discotheque a los 16 años, fui número uno en la radio, fui al Festival de Viña. Eso sí, Sebastián es súper preocupado de mí. Me llama una vez a la semana, me dice: “‘Negrito’, ¿cómo estái? ¿Necesitái algo? ¿Cómo está el corazoncito?” Él es muy generoso, incluso ahora le dije que me encantaría ser agregado cultural en Cancún.

El primer Piñera famoso fui yo. Yo me hice conocido el 80, cuando llegué a Chile. Sebastián se hizo conocido el 89, cuando fue candidato a senador. Yo soy el popular de los Piñera. La paloma blanca de la familia, el que trae la buena onda, la alegría. Mi hermano José es la oveja negra, pero hay que puro chasconearlo. Le faltan unos copetes, una piscolita.

Fui rostro de Pepsi y ahora voy a ser rostro de un pisco y un whisky. La relación en el comercial es con una bebida cola, Coca-Cola. Si la exministra Helia Molina quiere relacionarlo con la cocaína es cosa de ella.

Maradona en el Mundial me dio vergüenza, me dio pena. No sé cómo llega a ese estado, ¿cómo alguien llega ahí? Yo nunca he tenido un exceso. Pero tampoco me voy a hacer el cartucho: cuando fui joven probé todo.

Jamás he estado borracho. Soy lo más ubicado y equilibrado que hay. Soy más sano que cualquiera y en el día me cuido. Incluso, hubo un tiempo en que era vegetariano, hacía yoga, tomaba macrobióticos y era cero alcohol. Duré 10 años así. Ahora también me alimento bien: estoy comiendo carnes blancas, mucho pescado, mucho antioxidante. Los antioxidantes son la papa. No me junto con nadie de mi edad, son todos viejos y fomes. Todos mis amigos son de 30. Yo tengo 63, pero me siento de 33. Me siento en la edad de Cristo. Es más, creo que soy el Mesías.

El video del auto es de hace muchos años y lo tenía guardado Pamela Jiles.Hace mucho que no manejo, aunque tengo mi licencia al día, pero hace muchos años que tengo chofer. Él me lleva y me trae de los carretes, yo no manejo por nada. Ese video que circuló la semana pasada en redes sociales manejado a exceso de velocidad es de hace hartos años, cuando vivía en Playa del Carmen, y lo tenía guardado la diputada, que sabemos que es comunista y le tiene mucha mala a mi hermano Sebastián.

Soy amigo de todas mis ex. 
Ayer me llamó la Carlita, también soy amigo de la Belén. Se puede ser amigo de las ex. Y si hay remember, mejor todavía.

Sebastián nunca me ha llamado la atención en su vida. Él confía en mí, porque sabe que uno es chascón, pero no hueón. Ahora, jamás trabajaría con él, porque es muy exigente.

La muerte de mi mamá, de mi papá y de mi hermana Guadalupe son las únicas tres grandes penas que he tenido en mi vida. Porque en todo lo demás soy un agradecido. He tenido mujeres guapas, inteligentes, cómplices. He tenido mucha suerte, porque no soy muy agraciado.

A mi hermano le gustaría ser un poco más como yo. En las encuestas tendría mucha mejor aprobación que Sebastián, porque yo soy transversal. Por noche me saco 300 selfies: todos quieren una selfie conmigo, pero no todos quieren una selfie con Sebastián.

Me arrepiento de no haber vivido mi vida más intensamente. 
Deberíamos vivir mil años mínimo, pero aún me queda 40 añitos. Cuarenta años de carrete. Voy a morir con las botas puestas, porque el doctor me dijo que no se puede interrumpir el tratamiento. Y mi tratamiento es salir todas las noches y pasarlo bien. Me quiero morir cantando. La música es mi pasión, no el copete.

Me gustaría reencarnar en un tigre de Malasia porque tengo buenas garras. Agarro por allá y agarro por acá. Yo no tengo las manitos cortas, las tengo bien largas.