Hoy la fiscalía presentará las acusaciones contra 35 personas y cuatro empresas a través de un escrito que será entregado en el Octavo Juzgado de Garantía de Santiago.

Los dueños del holding, Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano, junto al ex subsecretario de Minería, Pablo Wagner, encabezan la lista con las penas más altas que la fiscalía pedirá al tribunal.

Según publica La Tercera, 10 años de prisión efectiva es la pena solicitada por los persecutores Carlos Gajardo y Pablo Norambuena para cada uno de estos tres imputados en la causa, la que se cerró el sábado 4 de marzo, tras dos años de indagatoria.

En el caso de los fundadores de Penta, las penas apuntan a la presunta comisión de delitos tributarios reiterados, por lo que se pedirán siete años de presidio. Los tres años restantes que solicitará la fiscalía tienen relación con el delito de cohecho que, según la fiscalía, fue cometido tras el pago de $ 42 millones a Wagner mientras era subsecretario.

En el caso del ex subsecretario de Piñera, en tanto, las mismas fuentes apuntan a que la pena solicitada se compone de cinco años y un día por delitos tributarios, tres años por cohecho y dos años por lavado de activos.

La misma acusación incluiría cinco años y un día para Manuel Antonio Tocornal, ex ejecutivo formalizado por delitos tributarios.

Entre los acusados, se incluye también a las cónyuges de los controladores de Penta, María Luz Chadwick y Verónica Méndez, cuyas penas solicitadas por la fiscalía por delitos tributarios serían de cuatro años para cada una.

La lista también incluye al ex gerente de Bancard Santiago Valdés. Según explican conocedores de la acusación, para su caso se pediría una pena de cuatro años, mientras que para el empresario Tomás Carrasco -quien facilitó facturas a Laurence Golborne y ayudó a realización de forwards a los controladores de Penta- se solicitarían cinco años y un día.

El Ciudadano

/gap