Irregularidades en la notificación de los cargos al momento de los arrestos, demora en la audiencia y la incompetencia del tribunal en algunos casos.

Esos fueron los argumentos por los que la jueza del 8º Juzgado de Garantía de Santiago, Irene Rodríguez, decidió dejar en libertad a los 17 carabineros expulsados que son investigados por el millonario fraude al fisco perpetrado en la institución.

Tras la presentación del fiscal del caso Eugenio Campos, los abogados defensores reclamaron una serie de irregularidades, entre ellas que algunos de los arrestados estuvieron más de 24 horas detenidos sin ser llevados ante un juez.

Lo anterior, porque algunos de los implicados fueron detenidos en ciudades como Villarrica, San Carlos y Chillán, quienes no fueron llevados inmediatamente ante el magistrado que emitió la orden, produciendo una demora en la realización de la audiencia.

Respecto de la denuncia de irregularidades en la comunicación de los motivos por los que estaban detenidos los ex uniformados, la jueza afirmó que “no se les informó de manera precisa y clara acerca de los hechos por los que existía una orden de privación de libertad”.

Acerca del punto a la competencia del tribunal, la magistrado Rodríguez expresó que “el tribunal no es competente en los casos que los imputados fueron detenidos en otra región del país”.

“Esta juez llega a la conclusión que efectivamente se ha infringido dicha norma, en los casos en que las detenciones se ejecutaron en otras regiones del país, atendiendo a que el juez que decretó las ordenes tiene sus competencias en la ciudad”, sentenció la jueza.

Tras la audiencia de control de detención, la fiscalía no emitió declaración alguna, por lo que se espera que este lunes se pronuncie el fiscal Campos, en particular para que explique qué pasará con la formalización de cargos contra los 17 imputados y que se realizaría durante esta jornada en Punta Arenas.

Fuente: Emol.com

/gap