El mercado de bonos aún tiene sus dudas sobre Argentina, incluso después de que el Fondo Monetario Internacional acordara una línea de crédito stand-by de US$50.000 millones el mes pasado. Los rendimientos del país han sumado casi 100 puntos básicos desde que se alcanzó el acuerdo el 7 de junio, según un índice de JPMorgan. En tanto, los costos endeudamiento en otros mercados emergentes han disminuido.

/psg