Andre Sougarret (C) chief of the rescue operations talks to the press next to Rene Aguilar (L), deputy of the operations and Cristian Barra, advisor of the Chilean Ministry of Interior ministerio del Interior in the camp by the San Jose mine, near Copiapo, 800 km north of Santiago, on September 29, 2010, where 33 miners remain trapped. Rescue officials said Wednesday that weeks of complex drilling lie ahead in the effort to reach the miners who have been trapped below ground since a shaft collapsed on August 5. AFP PHOTO/Ariel MARINKOVIC / AFP PHOTO / ARIEL MARINKOVIC

El ingeniero André Sougarret Larroquete, quien lideró el rescate de los 33 mineros en 2010, sepultados bajo 700 metros de tierra, asumió la gerencia general de la División minera El Teniente, informaron fuentes de la empresa.

“Sougarret asumirá el nuevo desafío a partir del 1 de abril de 2017, en reemplazo de Mauricio Larraín, quien emprenderá nuevos desafíos laborales”, precisa un comunicado enviado por la compañía a la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS).
El Teniente es el yacimiento de cobre subterráneo más grande del planeta, ubicado en la región de O’Higgins.
Comenzó a ser explotado en 1905, y ya cuenta con más de 3.000 kilómetros de galerías subterráneas.
Hasta ahora, André Sougarret se desempeñaba como gerente general de Minera Centinela de la empresa Antofagasta Minerals, cargo que asumió en 2014. Desde 2012 hasta ese año, fue gerente general de Minera Esperanza de la misma empresa.
El profesional, quien es ingeniero civil de minas de la Universidad de Chile y magíster en Administración de Empresas (MBA) del Loyola College, fue distinguido en varias oportunidades por su trayectoria.
Recibió, entre otros, el reconocimiento “Ingeniero de minas del año 2010”, otorgado por el Instituto de Ingenieros de Minas de Chile (IICH), y el de “Ingeniero del año 2010”, entregado por el Colegio de Ingenieros de Chile, ambos por su destacado liderazgo durante el rescate de los 33 mineros atrapados en el accidente de la mina San José.
El derrumbe de la mina San José se produjo el jueves 5 de agosto de 2010, dejando atrapados a 33 mineros a unos 720 metros de profundidad durante 70 días.