Una polera y una bolsa fueron los medios con los que la ex Presidenta Michelle Bachelet, manifestó su respaldo en Brasil al ex Mandatario y líder del Partido de los Trabajadores, Lula da Silva,quien se encuentra detenido por corrupción y lavado de dinero.

Así, en varias fotos que circularon en las redes sociales, se aprecia a la ex Mandataria sonriente y sosteniendo en sus manos una tela donde aparece la frase #Quero Lula y la figura del rostro del ex gobernante brasileño. Y otra en la que muestra una polera en apoyo al ex gobernante donde se lee La esperanza va a vencer el miedo una vez más”.

La imagen de Bachelet fue difundida en Twitter por el senador del PT, Lindbergh Farías, quien también fue uno de los asistentes al Foro de Salud. La foto de la ex Presidenta alcanzó una rápida difusión, puesto que a los pocos minutos de haberse publicado llegó a más de 100 retuits y alrededor de 300 “me gusta”. El legislador escribió en la red social “A ex-presidenta chilena Michele Bachelet manifesta seu apoio ao ex-presidente Lula!”

Helia Molina desde Brasil: “Fue para la foto, pero ¿cuál es el problema? Acá está todo Río con Lula”

El martes pasado, la ex Jefa de Estado arribó hasta Río de Janeiro para participar como conferencista principal en el XII Congreso Brasileño de Salud Colectiva. Seminario en el que también expondrá la ex ministra de Salud, Helia Molina.

Desde Brasil, la ex secretaria de Estado explica a “El Líbero” que la polera fue entregada por un senador de Brasil. “Se la llevó de regalo y, bueno, él mismo le sacó la foto con su regalo, pero no se puso (Bachelet) una polera de Lula. Fue para la foto, pero ¿cuál es el problema? Acá está todo Río con Lula. Al final donde tú vayas es Lula”, señala Molina.

Además, la ex titular de Salud, comenta que lo más probable es que Bachelet haya mantenido la polera, tras la fotografía que le sacó el legislador brasilero. “Creo que sí (se la guardó), porque si te regalan algo te lo llevas. No veo por qué no. Es un recuerdo de un ex Presidente que fue cercano con la ex Presidenta”.

Molina agrega que fueron “delicadas” en torno al tema político, evitando referirse públicamente a ello, y que el discurso de la ex Mandataria se enfocó en salud. Y descarta que, finalmente, se haya concretado el encuentro entre Lula y Bachelet.

“¿Se juntó con Lula? No. ¿Se juntó con Dilma? No. ¿Se hizo una conferencia prensa? No. Solamente trabajamos el tema académico. Claro que igual se le acercaban partidarios de Lula, como el que le pasó la polera, pero eso nada que ver con nosotras. Nosotras no tocamos el tema político acá. Solo vinimos como líderes de la salud pública”, explica la ex ministra.

La posibilidad de una eventual reunión entre los ex gobernantes se generó luego que Bachelet firmara una carta, junto a más de 40 figuras de oposición, en apoyo al líder del PT y su candidatura presidencial. En la misiva, también, se cuestionaba el Poder Judicial de Brasil.

En su discurso en el Congreso de Salud, la ex Jefa de Estado, señaló que “hoy más que nunca es fundamental defender los avances sociales porque somos un conjunto de países que comparte mucho más que fronteras y tierras. Somos una comunidad que ha avanzado compartiendo luchas y causas, acompañándonos en el dolor, aspirando al mismo horizonte lejano de desarrollo pleno”.

Además, tuvo palabras para el sistema de salud que rige en Chile. “Mi país se convirtió en un experimento neoliberal, donde a diferencia de otros países, la supremacía del mercado se instaló sin contrapeso. Chile se convirtió en vanguardia de un modelo que confía únicamente en la supuesta racionalidad de los mercados, por eso nuestro sistema de salud sigue teniendo componentes que solo se explican por la dinámica de la competencia”, dijo