La ministra de Desarrollo Social y Familia, Karla Rubilar, en conjunto con la secretaria ejecutiva del programa Elige Vivir Sano, Daniela Godoy, realizaron esta mañana una Vocería Social para dar a conocer los resultados la primer versión de la “Radiografía de la Alimentación”. Este estudio se hizo con el fin de conocer los patrones de consumo alimentario en base a los gastos de los hogares en Chile.

Algunos de los datos en los que se basó este estudio fue en la última encuesta Nacional de Consumo Alimentario, realizada por el Minsal, la cual mostró que solo el 5% de la población mantiene una dieta de manera saludable y el 95% restante requiere cambios en su alimentación.

Uno de los objetivos principales de este estudio fue conocer las brechas alimentarias para poder otorgar un patrón de dieta saludable a los chilenos. Para poder lograr esto, el Ministerio y el programa Elige Vivir Sano se basó en el análisis de los datos de 3.365.700 hogares según zona geográfica, nivel socioeconómico y tipos de familias compuestas.

Los principales datos que arrojó este estudio fueron que las categorías de alimentos de mayor consumo por hogar son las bebidas azucaradas (23,4 litros mensuales por casa). Esto equivale en promedio a 7,1 litros de estos bebestibles al mes por persona. En segundo lugar se encuentra el pan que mensualmente se consumen 5,3 kg por individuo.

Por el contrario, se injieren en promedio 14,1 kg mensuales de verduras por hogar y 9,9 kg de frutas. Esto equivale a 7,3 de los 12 kg mensuales sugeridos de ambos alimentos por persona, según la recomendación de la OMS.

A raíz de esto la ministra Rubilar mencionó que “nuestro llamado siempre es a comer sano, invitamos a las familias a cambiar también los hábitos internos para tener una vida más saludable y sana. Insistimos en cambiar y mejorar los hábitos, porque los niños que sufren obesidad o sobrepeso tienen un riesgo muchísimo mayor de sufrir enfermedades como la diabetes o la hipertensión”.

Sin embargo, el estudio también arrojó que existe una deficiencia en la dieta de los chilenos debido a que existe una brecha económica con respecto a la compra de ciertos alimentos. Un ejemplo de esto es que el primer quintil de ingresos es el que tiene menor consumo de frutas y verduras. Por el contrario, los quintiles tercero y quinto son los que más comen de estas categorías.

Frente a esto, la ministra aseguró que desde el Gobierno se fomentan las ferias libres con el fin de que la población pueda acceder con mayor facilidad estos productos. Además, están incentivando el deporte pese a la cuarentena, a través de un permiso que no debe ser sacado por la Comisaría Virtual. Este tiene como fin que la gente pueda realizar actividad física y mantener un estilo de vida más saludable.

/psg