Conversaciones entre diputados y declaraciones de dirigentes profundizaron este martes las diferencias entre la UDI y RN con Evópoli tras la salida de Mauricio Rojas del Ministerio de las Culturas apenas tres días después de haber asumido.

Al reproche que la UDI y RN hicieron en el comité político del lunes por la declaración que emitió la tienda que dirige Hernán Larraín Matte, rechazando que Rojas calificara al Museo de la Memoria -en su libro de 2015- como un “montaje”, los presidentes de ambos partidos endurecieron sus críticas, justo cuando La Moneda apuesta, nuevamente, a retomar su agenda y dejar atrás los complejos días que han enfrentado.

Consultado por La Tercera, el timonel de RN, Mario Desbordes, dijo que “hacer una declaración pública quitándole el piso a un ministro, por una declaración antigua y en medio de una crisis, no es precisamente lo que uno espera de un aliado”. A su juicio, el conflicto se genera debido a que sus socios de pacto “no han querido entender o no les conviene entender cómo debe funcionar una coalición”. Y agregó: “Evópoli, cada vez que tiene que hacer un punto diferenciándose en negativo de Chile Vamos, lo hace, y eso es algo que incomoda”.

/gap