Un duro aterrizaje en el Torneo Nacional vivió Colo Colo frente a Everton. Los albos perdieron por 4-2, evidenciando el desgaste sufrido en la clasifIcación a cuartos de final en la Copa Libertadores contra Corinthians. Fue un gran día en el Sausalito del delantero viñamarino Patricio Rubio, quien anotó todas las cifras locales.

El partido tuvo un comienzo vertiginoso, en lo que fue una adelanto de lo que ocurriría durante todo el primer tiempo, que concluyó con cuatro goles en total. Óscar Salinas entró solo, enfrentó a Agustín Orión, lo eludió pero quedó sin ángulo para el tiro y su centro lo envió al córner el arquero albo, quien alcanzó a recuperarse. Recién iban dos minutos de acción.

La parte central de la primera parte estuvo signada en el Sausalito por la evidente falta de vivacidad de los visitantes, en una clara muestra del agotamiento extremo vivido en la clasificación cuartos de final en la Libertadores, frente a Corinthians. En cada duelo y en todos los balones cortos siempre llegaban primero los viñamarinos. No extrañó entonces que el local se pusiera en ventaja.

Patricio Rubio abrió la cuenta, tras un rebote dado por Orión en un tiro libre desde la derecha, a los 14 minutos. Colo Colo no reaccionó ante la desventaja y siguió en la parsimonia. Entonces, con plena justicia volvió a ponerse en ventaja en el marcador en dos oportunidades. Otra vez fue Rubio el autor de las conquistas, a los 23′ y 36′, proyectando la imagen de que el partido empezaba a quedar sentenciado abruptamente.

><

Gol de Rubio | Everton vs Colo
 Sin embargo, en la recta final del primer tiempo, el Cacique reaccionó. El DT Héctor Tapia desarmó la línea de tres zagueros, adelantó a Claudio Baeza la medio campo y estructuró un sistema de juego 1-4-3-1-2. Colo Colo a los ruleteros (controló el balón, presionó mucho más arriba en la cancha y en cada ataque causó peligro), lo que le permitió acercarse en el marcador.

En el minuto 39, Esteban Paredes anotó el descuento visitante. La cifra fue producto del asedio constante sobre la portería de Toselli y la falta de respuesta defensiva adecuadas en el local. Lucas Barrios pivoteó hacia el centro y apareció el capitán albo para anotar. La asistencia del argentino-paraguayo era evidente, cuando la pelota viajaba hacia el ariete, pero ningún zaguero viñamarino intuyó la maniobra y Everton lo pagó caro.

><

Gol de Paredes a Everton

Los albos prolongaron el mejor funcionamiento durante el reinicio de las acciones en el complemento. Continuaron jugando en el sector del cuadro local y monopolizaron el manejo de la pelota, pero les faltó el pase final para dejar a un hombre en clara opción de gol. En un par de situaciones fue evidente la descoordinación de Jorge Valdivia con Paredes y Barrios en el instante del intento de asistencia. Cosa rara en el trío ofensivo del Cacique.

Consciente del momento difícil en el partido, Everton se reagrupó defensivamente, achicó espacios cerca de su área penal y resistió para evitar otro descuento visitante. Colo Colo no fue constante en su afán de ataque y el local comenzó a salir del fondo, con maniobras asociadas y combinaciones de avance, que le permitieron sortear la adversidad.

A los 70′, Barrios desperdició una clara opción de gol. Recibió solo por el centro y disparó ‘mordido’, lo que facilitó la contención de Cristopher Toselli. La maniobra fue una ruptura en el trámite de ese momento, porque Everton ya había salida de la contrariedad y también por momentos controlaba el partido.

Así, no sorprendió que el local volviera a anotar, cerrando el duelo. En un centro desde la derecha, Rubio le ganó la espalda a Felipe Campos y cabeceó solo para marcar la cuarta cifra viñamarina (74′). Mérito total del atacante ruletero, quien redondeó una gran actuación en el Sausalito.

El descuento de Paredes, a los 82′, causó algo de inquietud en el cuadro ruletero. Sin embargo, solo fue momentánea, porque el local se mantuvo firme en defensa y generó algunas acciones de ataque con peligro. Al final, el marcador no se movió más y Colo Colo lamentó la goleada por 4-2, manteniéndose en la sexta posición del torneo con 36 puntos, mientras que Everton, con 18 unidades, igualó a San Luis, pero se mantuvo último en la tabla por diferencia de gol.