Philip Rieder Vargas es el nombre del turista suizo que fue asaltado el pasado fin de semana por el taxista que lo trasladaba hasta su hotel tras llegar a Chile, donde fue arrastrado por el vehículo para evitar el robo de sus maletas.

Producto de esta acción, el ciudadano europeo resultó con una fractura en una de sus muñecas, siendo derivado a la Clínica Alemana, donde fue dado de alta y este martes volvió al Hotel Intercontinental de Las Condes.

En esto, Rieder Vargas conversó con La Cuarta, donde le bajó el perfil a la situación que vivió, señalando que “estas cosas pueden pasar acá, en Europa, en cualquier otra parte del mundo”.

Junto con ello, dejó en claro que no guarda rencor con Chile: “Una oveja negra no habla de un país”, apuntando que retornará sin problemas. “De hecho, debo volver antes de fin de año por negocios y lo haré sin temor”.

“Volvería de vacaciones con mi señora que ahora está en Zurich, donde vivimos. No tenemos hijos”, incluso aseguró.

Además, el ciudadano suizo destacó la asistencia médica recibida, apuntando que “me trataron muy bien. Además, déjeme destacar el trato de la policía chilena, solo puedo decir cosas buenas de ella”.