Luego que el pasado 27 de diciembre alumnos de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad de Chile, dieran a conocer graves acusaciones en contra de varios profesores, entre los que destacaban Fernando Ramírez y Leonardo León, hoy la casa de estudios ya inició un sumario administrativo por nuevas denuncias que llegaron en una carta a Patricio Aceituno, decano de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la institución, donde se da cuenta del acoso cometido por otros dos profesores de la institución.

En la misiva, entregada por los centros de estudiantes de Ingeniería y Geología, 11 jóvenes de ‘Geología de Campo 1 (GL4402)”, relataron las situaciones de acoso que habrían vivido en una salida a terreno del curso, realizada entre el 28 de noviembre y el 9 de diciembre de 2016, según consigna Radio Bio Bio. 

“Prácticamente todas las noches, el profesor Francisco Gutiérrez me pedía que bailara con él, siendo insistente ante las negativas. Varias veces se acercaba a hablarme mientras estaba ebrio, aproximándose demasiado, o se sentaba al lado mío durante las fogatas ofreciéndome de lo que él estaba tomando o si quería que me rellenara el vaso. También se insinuaba y me decía cosas inapropiadas, como ‘¿estai pololeando?‘, ‘si sabís que erís linda‘, ‘wachita rica‘. Hacía lo mismo con otras de mis compañeras”, es uno de los testimonios donde se expone como los profesores a cargo de la salida, César Arriagada Ortiz y Francisco Gutiérrez Ferrer, alcoholizados y drogados, se habrían insinuado de forma insistente a alumnas y alumnos del curso.

En uno de los relatos dan cuenta de la actitud del profesor Arriagada, a quien acusan de humillar a los estudiantes por su supuesto desconocimiento de los temas de estudio.

“El profesor César Arriagada, en más de una ocasión se acercó a la carpa en la cual trabajamos confeccionando un mapa, en evidente estado de ebriedad, y haciendo comentarios en lenguaje vulgar, tales como “pendejos culiaos, no cachan nada”, entre otros. Además, un día en la noche nos quedamos con algunos compañeros avanzando el trabajo, y el profesor además de hacer comentarios inapropiados, con su copa de vino en la mano, lanzó un poco de su bebida en nuestro mapa”.

“Una noche en que los alumnos nos quedamos trabajando hasta tarde, el profesor César Arriagada nos decía “no saben ni una weá”, “esta weá está toda mala”, entre otras. Mientras tanto el profesor Francisco Gutiérrez todas las noches nos recalcaba que “éramos unos weones fomes que nos íbamos a dormir temprano y que no tomábamos”, indicó otro alumno en su relato.

“El profesor Gutiérrez insistió varias veces en bailar con algunas compañeras que ya se habían negado anteriormente y las ponía en una posición muy incómoda, ya que no sabían como literalmente “sacárselo de encima”, recalcan la insistencia de los profesores sobre algunas compañeras, a quienes debían alejar de los académicos, quienes se encontraban en estado de ebriedad.

Ante la denuncia de estos hechos, el decano de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas, señaló a través de una declaración que decidió “inmediatamente instruir un sumario administrativo para indagar la veracidad de los acontecimientos relatados y adoptar las medidas que resulten pertinentes”.

Además, indicó que los actos denunciados por los estudiantes “se contraponen a la visión, misión y espíritu de esta casa de estudios”

/El Mostrador

/gap