Reconociendo que “ayer quizás no fui lo suficientemente enfático”, el ministro de Salud, Enrique Paris, realizó este lunes una defensa directa a la gestión de su antecesor, Jaime Mañalich, luego de que diputados de oposición presentaran una acusación constitucional en su contra por el manejo de la pandemia.

“Yo he defendido el accionar del ministro Mañalich, reconociendo que hizo una gran labor en el tema de la pandemia inicial, fue un visionario”, afirmó el ministro Paris.

Sostuvo que “quiero hacer una defensa cerrada de lo que hizo Jaime Mañalich”. “Ayer quizás no fui lo suficientemente enfático, me centré en la diferencia de los poderes del Estado, pero creo que el ministro Mañalich –y se lo digo a todo Chile– hizo una labor encomiable con respecto a la pandemia”, destacó.

“Nunca faltó un ventilador, nunca faltó una cama de intensivos, somos el país de Latinoamérica que tenemos más test por millón de habitantes, pero por lejos, y ésos fueron dos pilares de su programa de salud”, subrayó el ministro.

Al ser consultado ayer por el mismo tema –durante el balance de la situación de la pandemia en el país–, Paris se limitó a señalar que “el Parlamento, y en este caso, la Cámara de Diputados, está en pleno derecho y cumpliendo sus atribuciones; habrá que ver cuál es la evolución de esta acusación, por lo tanto, no me voy a pronunciar sobre ese hecho, pero respeto las atribuciones del Parlamento, respeto la división de poderes que existe en Chile, por lo tanto, esperaremos la evolución de esta acusación constitucional”.

Este lunes también reiteró que “respeto la posibilidad de que el Poder Legislativo envíe ese proyecto”.

En tanto, esta mañana la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza –quien trabajó junto al exministro–, sostuvo que “aquí no hay ningún fundamento en la acusación constitucional contra el ministro Mañalich”, y argumentó que “desde el día uno, incluso mucho antes que partiera la pandemia, se creó un plan covid-19, de prevención, de promoción, y se trabajó en una red asistencial que ha permitido dar respuesta a la atención de todos los pacientes”.

La acusación constitucional fue presentada este domingo, el mismo día en que vencía el plazo, por diputados de oposición, aunque sin firmas de la Democracia Cristiana ni del Partido Socialista. En el documento se acusa al exministro Mañalich de “haber colocado en riesgo la vida y la salud de la población” y de “ocultamiento de datos y faltas a la probidad administrativa”.

/psg