En libertad quedó el sujeto que estuvo detenido desde el fin de semana pasado por la muerte de su hija de tan solo 29 días de vida en Penco, Región del Biobío, debido a que la fiscalía no tenía lo antecedentes suficientes para imputarle un parricidio.

El individuo de 48 años fue formalizado en el Juzgado de Garantía de Concepción por cuasidelito de homicidio, tras lo cual el tribunal le impuso las medidas cautelares de firma mensual en Carabineros de Penco y arraigo nacional. Luego, recuperó su libertad.

La fiscal Andrea Melo indicó que no tenía los antecedentes necesarios para establecer la intención del sujeto al dar el pisotón en la cabeza de su pequeña hija que le provocó una fractura y posterior fallecimiento en el Hospital Regional de Concepción. En todo caso, advirtió que si hay nuevos antecedentes, podría ser reformalizado por parricidio.

La pequeña falleció en la tarde del domingo, debido a la gravedad de sus lesiones. Los hechos ocurrieron en medio de una discusión del detenido con su pareja. En estado de ebriedad, el sujeto habría dado un pisotón en la cabeza a la lactante que permanecía durmiendo sobre un colchón en el piso.

/gap