el alcalde de Las Condes, Joaquín Lavín, visitó el Bienvenidos para conversar respecto a la votación que se llevó a cabo el fin de semana en su comuna, La Reina y Providencia. La idea era abrir la elección a una posible instalación de una laguna cristalina en el Parque Alberto Hurtado, lo que fue rechazado por vecinos.

El panel del matinal aprovechó también de celebrar su cumpleaños nº65 y para hablar respecto a un tema que se abordó hace algunas semanas: el Plebiscito de 1988.

Allí, el edil confesó que “yo fui pinochetista” y que “voté por el Sí”, pero que después de “saber todo lo que pasó con las violaciones a los DD.HH., yo no podría votar que Sí”.

Polo Ramírez reaccionó confundido. De hecho, antes de que el alcalde terminara de hablar, le consultó si el año 88 él no sabía respecto a los crímenes de la dictadura militar, a lo que Lavín aseguró que “por supuesto que no, a ese nivel no. Lo que pasa es que en esa época, por lo menos yo y muchas personas, éramos tan ideologizados, tan con anti ojera. Es como cuando le preguntas a un comunista si Fidel Castro es bueno. ‘Sí es bueno, bueno, bueno’”.

“Éramos tan ideologizados que no creíamos”, acotó.