¿Nunca has imaginado cómo será el sexo del futuro? Expertos aseguran que la sexualidad del futuro llevará a lograr orgasmos sin necesidad de estimulación física.

Los estudios neurobiológicos actuales permiten conocer exactamente lo que pasa en el cerebro durante el orgasmo, por lo tanto, será posible estimularlo a tal punto de lograr orgasmos muy potentes con un solo click.

Existen actualmente muchas plataformas y webs que ofrecen servicios con las gafas de realidad virtual, de las que permiten una experiencia inmersiva en la que el usuario participa como espectador.

El nuevo sexo: orgasmos a distancia y en 3D

El cybersexo: es una práctica en que las dos personas a pesar de que se encuentren lejos en el espacio mantienen relaciones sexuales a partir de la estimulación psicológica mutua. Los expertos afirman que muy pronto se va a poder excitar a la pareja con un simple click de ratón.

Hologramas: Es una tecnología muy cara que ya existe y permite plasmar una versión holográfica de una persona. Dentro de una década se prevé que la tecnología será más barata como para cenar y tomar una copa con esa pareja holográfica a pesar de que ésta se encuentre en el otro lado del mundo.

Robots sexuales: Estamos cada vez más cerca del sexo con robots. De hecho, los muñecos sexuales para mujeres y hombres ya existen. Son muy similares a los humanos y, en algunos casos, tienen piel y pelo muy similar al tacto.

Órganos sexuales: Existen algunos artefactos que retransmiten los latidos cardíacos de un compañero debajo del cojín y artefactos sexuales controlados a distancia con una aplicación de smart phone que podrían activarse cuando un miembro de la pareja piensa en el otro.

Kissinger: Es un dispositivo que imita los movimientos que realiza la boca de una persona a distancia, tanto su lengua como sus labios.

El sexo en futuras relaciones será mediante estimulación psicológica y a distancia. Para excitarnos, nos bastará un teléfono o una cámara web ¿Te haces a la idea?

/psg