A los 55′, Esteban Paredes cometió falta. Piero Maza lo amonestó. Al delantero no le gustó para nada la amarilla: “Anda a cagarte, hueón”, exclamó enfurecido. Expulsión inmediata. Una que reduce las probabilidades de que Paredes rompa el récord de goles este año.

A falta de dos fechas, no estará ante Huachipato —tampoco estará Damián Pérez por acumulación de amarillas— y, dependiendo del castigo, tampoco ante la Universidad de Concepción. Paredes suma 210 goles, a solo cinco de igualar la marca de Chamaco Valdés.

Hay un precedente que lo complica: el año pasado recibió dos fechas de suspensión cuando insultó a César Deischler frente a temuco. Si lo mismo se repite en esta ocasión, el delantero le dirá adiós al registro, al menos durante el 2018.

/gap