El subsecretario de Justicia, Juan José Ossa, confirmó que el Gobierno aplicará descuentos en los sueldos de los gendarmes que este lunes iniciaron una movilización nacional luego de que la semana pasada se quebrara la mesa de trabajo que mantenían.

La autoridad destacó que los descuentos aplican cuando se “trata de movilizaciones que no sean legales. Eso es un catastro que se levanta día a día y es una medida que no pretende apuntar a nadie”.

“Nosotros hemos hecho un llamado al diálogo, hemos hecho una propuesta y lo que hemos recibido es un paro. Lo que nosotros quisiéramos saber es cuál es la opinión de los gremios en forma específica respecto a esta propuesta porque estamos abiertos al diálogo, pero no a las medidas de fuerza ni a huelgas o tomas o paros que son ilegales”, detalló el representante de justicia.

Ossa aseveró que el Estado no “puede permitir que se afecte el Estado de Derecho y, particularmente, la labor del Poder Judicial. No se puede entorpecer la cautela de la delincuencia ni tampoco entorpecer los derechos humanos de quienes están privados de libertad y particularmente de aquellos jóvenes que están internados en centros del Sename”.

El subsecretario invitó a los gendarmes a especificar “cuáles son los temas específicos sobre los cuales, en base a nuestra propuesta, quisieran poder trabajar, pero naturalmente el Gobierno tiene la convicción de que la ley tiene que respetarse”.