El hambre en los venezolanos se multiplica, recrudece y va dejando rastros de desesperación: desmembraron un caballo en la principal escuela de veterinaria del país en la Universidad Central de Venezuela, ubicada en Maracay, estado Aragua.

Ante el colapso económico, la escasez de alimentos y la exorbitante inflación, los venezolanos han recurrido a acciones desesperadas para poder saciar el hambre; unos son capaces de asesinar animales en las calles, otros recurren a los residuos de la basura, y otros se alimentan de carne podrida.

Jesuana Cristina Ramos Mora@jesuanar

Mataron y descuartizaron un caballo en la facultad de veterinaria en Maracay. Se metieron, seguro de noche, e hicieron eso. La carne es para su venta o para alimentar a la familia de los malandros, dice la nota.

The Associated Press

@AP

Gruesome find leaves students at Venezuela’s top veterinary school in tears, @ScottSmithAP writes. http://apne.ws/VMh9ynD 

Ver los otros Tweets de Jesuana Cristina Ramos Mora

El portal de noticias Infobae reseñó que venezolanos descuartizaron a una yegua. Los ladrones habrían saltado la cerca de la institución, mataron al caballo y se llevaron su carne, bien para venderla o para alimentar a sus hambrientas familias.

El asesinato de este animal no es un incidente aislado. Ganaderos de todo el país han manifestado su preocupación porque sus animales están enfrentando la misma suerte. Ladrones ingresan a propiedad privada, descuartizan animales y se roban la carne.

De acuerdo con Infobae, hace algunos meses ladrones también mataron a dos caballos que habían sido donados a la universidad y a un toro que era el centro del programa de reproducción.

En la nación con la mayor inflación del mundo, los salarios más bajos de la región, y la escasez de alimentos y medicamentos que supera el 90 %, existe una crisis comparable con la de un país en guerra: la gente come de la basura, aumentan los saqueos, y los camiones que trasladan alimentos se han convertido en blanco de la delincuencia y de las comunidades más desesperadas; a esto se suma la depredación animal.

Hay que recordar un video que en marzo de 2018 se viralizó cuando un hombre venezolano en el estado Carabobo, se agachó para descuartizar a un perro callejero para quitarle toda la carne.

Si en Venezuela no existiera una crisis humanitaria, los venezolanos no se verían en la necesidad de comer de la basura o cazar animales, tampoco se verían en la necesidad de saquear camiones; la verdad es que en el país hay hambre y cada día para el régimen es más difícil ocultarlo.

/gap