El director ejecutivo de TVN, Jaime de Aguirre, renunció esta tarde a su cargo, ocho días después de que lo hiciera el presidente del directorio, Francisco Orrego.

De Aguirre, quien estaba en el cargo desde 2016, anunció su decisión en un comunicado dirigido a los trabajadores del canal.

“Estimados compañeros: Me dirijo a ustedes por última vez para contarles que he presentado mi renuncia indeclinable, a partir de hoy, al cargo de Director Ejecutivo que acepté hace casi dos años y en el que puse toda mi experiencia y dedicación”, comienza la misiva de De Aguirre.

A continuación, el ahora ex director ejecutivo de la señal estatal agradece la colaboración de los trabajadores y les recuerda que TVN está inserto “en una industria en mutación”.

“Hago votos para que la televisión pública de Chile encuentre la ruta que permita asegurar un futuro sano y sostenible”, agrega De Aguirre, al tiempo que llama a las autoridades y líderes de opinión a que “entiendan la responsabilidad que cae sobre sus hombros, esto es contribuir con inteligencia y sensibilidad a la proyección de este magnífico medio de comunicación”.

“TVN tiene un papel relevante que cumplir en la sociedad chilena, en la defensa de los valores democráticos, el pluralismo y la identidad nacional”, enfatizó De Aguirre, añadiendo que para lograrlo se necesita un “decidido apoyo económico, político y espiritual” de quienes administran la señal.

“Confío en que se encontrarán los caminos adecuados para que esto ocurra”, finaliza el comunicado.

/psg