Los principales parqués de Europa no logran acoplarse a la euforia desatada en Wall Street y se encaminan a regresar de Navidad con pérdidas de casi 1%.

Luego de haber iniciado la sesión de este jueves con ganancias, el clima de volatilidad predomina en las bolsas del Viejo Continente en medio del ánimo de cautela entre los inversionistas.

En lo que va de las operaciones, el Euro Stoxx 50 -que reúne a las mayores compañías de la Zona Euro- retrocede 0,66%. En el bloque, el Dax de Alemania es el selectivo que más sufre con baja de 1,81%. Detrás se ubican el FTSE 100 de Londres y el Ibex de España  con pérdidas de 0,92% y 0,69%. El Cac 40 de Francia se encamina a cerrar con tímida baja de 0,10%.

“Cuánto durará la alegría en los mercados es toda una incógnita. De momento los futuros de los principales índices bursátiles estadounidenses vienen a la baja, lo que parece indicar que no continuará “la fiesta en Wall Street, aunque todo puede cambiar a lo largo del día”, explicó Juan José Fernández Figares, director de análisis de Link Securities a Cinco Días.

En el caso de las principales ruedas asiáticas, el comportamiento fue mixto. El Nikkei cerró con fuerte salto de 3,88%, dejando atrás el desplome de 5% sufrido el lunes.

En tanto, el Hang Seng de Hong Kong y el CSI 300 de Shangai sufrieron bajas de 0,67% y 0,38%, respectivamentes. Dichas pérdidas ocurrieron en una jornada marcada por la caída en las ganancias industriales chinas, lo cual incrementó la incertidumbre entre los inversionistas.

/psg