Una niña de apenas un año y once meses murió de un balazo, mientras jugaba frente a su casa, en la comuna de Puente Alto.

Según testigos a eso de las 23.30 horas del viernes, cinco personas comenzaron a disparar desde un automóvil, contra un joven de 27 años que resultó herido en una de sus piernas.

Una de las balas impactó en el abdomen de la menor que a esa hora se encontraba jugando en la calle. La pequeña fue traslada de de urgencia al Hospital Sótero del Río, donde finalmente falleció.

En tanto, el “objetivo” del ataque terminó con heridas de bala en una pierna y fue derivado al mismo centro asistencial donde se encuentra estable.

La Brigada de Homicidios trabaja para determinar la identidad y el paradero de los agresores.

/gap