Los trabajadores del Sindicato N°1 de Minera Escondida informaron que después de 43 días se acabó su huelga y que se acogerán al Artículo 369 del Código del Trabajo y prolongarán así la vigencia y condiciones de su actual contrato por 18 meses, en la modalidad de Contrato Colectivo Forzoso , aunque con la medida pierden el reajuste salarial que estaban solicitado y el bono de término de conflicto que habían propuesto.

Esto, porque la empresa dio por terminadas las conversaciones al no ser aceptada su última oferta (los $11,5 millones) hecha el viernes pasado, quebrándose así definitivamente la mesa de negociaciones.

Al acogerse a lo dispuesto en ese Artículo del Código Laboral, los trabajadores mantienen los beneficios del actual contrato y pasan a discutir su próximo contrato colectivo bajo las normas vigentes de la Reforma Laboral, pero negociando sobre el piso de beneficios que ahora tienen.

De esta manera, a la empresa se le hará más complicada la próxima negociación, ya que no logró en esta modificar temas como extensión de las jornadas laborales y la diferenciación de privilegios entre trabajadores antiguos y nuevos.

El presidente de la minera, Marcelo Castillo , señaló que en este escenario -no previsto por la empresa- habría ajustes en el corto y mediano plazo.

Debemos revisar nuestro plan de producción, debemos revisar nuestro negocio y de alguna manera ver qué opciones tenemos ante este nuevo escenario, que no estaba considerado en nuestro plan de producción, que no estaba considerado a largo plazo, y debemos ajustarnos a un escenario de 18 meses, eventualmente, que es el período hasta nuestra próxima negociación.

Así, el próximo sábado 25 de marzo, reanudarán sus actividades en la mina de cobre más grande del mundo, poniéndole fin a la paralización laboral en la minería privada del país más grande de la historia.