El Liceo Augusto D’Halmar, ubicado en Ñuñoa y que resultó uno de los destacados en la última PSU, fue el escenario que escogió el Presidente Sebastián Piñera para anunciar este jueves la firma del proyecto para perfeccionar el Sistema de Admisión Escolar (SAE), con el nombre de “Admisión justa”.

En el anuncio, el mandatario señaló que “este proyecto es parte de un programa que busca fortalecer el derecho preferente de los padres a elegir sobre el derecho a educación de sus hijos (…) La educación es un tema público y no hay que confundir lo público con lo estatal”.

El proyecto del gobierno pretende hacer borrón y cuenta nueva a las materias que el anterior mandato de Michelle Bachelet realizó para admisión escolar. Según La Moneda, las medidas, como la elección de los cupos vía software y la prohibición de entrevistas, “restringen a los padres la libertad de educación de sus hijos”.

Por lo mismo, dicen desde el gobierno, el proyecto “reconocerá el mérito, extenderá la categoría de hermanos y ampliará el cupo para estudiantes vulnerables en liceos de excelencia”.

/gap