El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, afirmó que su gobierno declara ilegítimo el nuevo periodo de presidencia del dictador Nicolás Maduro en Venezuela, y a través de un comunicado, la Cancillería brasileña señaló que “Nicolás Maduro no atendió las exhortaciones del Grupo de Lima, formuladas en la Declaración del 4 de enero e inició un nuevo mandato presidencial ilegítimo”.

Para Bolsonaro, quien asumió la presidencia brasileña el 1 de enero del presente año, el proceso político venezolano, se basa en una dictadura por parte de Maduro y es por eso que reitera su pleno apoyo a la Asamblea Nacional venezolana, “órgano constitucional democráticamente electo”.

Por otro lado, Iván Duque, mandatario colombiano, aseguró que la Asamblea Nacional, “debe ser validado como el verdadero representante del pueblo venezolano”. Duque es un acérrimo opositor al mandato de Nicolás Maduro.

El presidente colombiano respaldó la decisión de la OEA de no reconocer la legitimidad del régimen del dictador venezolano y recalcó la posición de la Organización de Estados Americanos, afirmando que “valida que todos los países del hemisferio que defendemos la democracia nos unamos en una sola voz para proteger a esa Asamblea Nacional, para que el mundo entero rechace la dictadura y para que la dictadura quede, como deben quedar las dictaduras, aislada en el entorno internacional

Ambos países recalcaron que no dejarán de apoyar al pueblo venezolano para solventar las necesidades que tienen y seguirán trabajando para devolver la democracia al país petrolero.