Durante la jornada de este lunes, Carabineros detuvo a 23 personas en Quilpué, entre ellos menores de edad, por participar en una convocatoria que fue difundida por redes sociales.

La  fiesta clandestina se realizó en el sector de Belloto Norte, en calle Mateo de Toro y Zambrano, en un lugar conocido como “La Fábrica”.

El fiscal Carlos Parra detalló que funcionarios de Carabineros, de la Armada y de la Seremi de Salud «concurrieron al lugar, percatándose de la existencia de la fiesta en el lugar, una fábrica abandonada -específicamente, un galpón-, donde se encontraban sobre 40 personas».

/gap