Ignacio tiene siete años, vive en la comuna de Quintero y en los últimos días fue captado en una esquina vendiendo los dibujos que hace de los personajes de Dragon Ball Z. ¿La razón? Necesita el dinero para poder comprar sus útiles escolares.

Según se dio a conocer en redes sociales, sus padres se encuentran cesantes y no cuentan con el dinero necesario para entregarle al menor las herramientas para en marzo comenzar su segundo año básico.

La imagen se viralizó en Twitter gracias a Carolina, quien consignó: “Dedico este tuit a este pequeño que sentado afuera de la panadería vende sus dibujos para comprar sus útiles escolares. Chiquito mío, te pido perdón por el país que te estamos heredando, me mataste espero que mi grano de arena te sirva”.

La misma mujer, en otra publicación, dio a conocer la lista de útiles que necesita el menor y, para los interesados en ayudarlo, anunció que “tengo todos los datos. Organicen cómo lo pueden hacer, cualquier dato solo lo daré por interno y coordinamos la entrega. Solo tuiteros, gracias”.

En Facebook, en tanto, la página VissionTV, quienes también difundieron la imagen, anunciaron que “nos hemos comunicado con quienes están organizando ayuda solidaria, y el día de hoy jueves 21 de Febrero daremos a conocer el procedimiento para canalizar ayuda efectiva (nunca se imaginó la conmoción del caso). Esperen atentos las novedades”.

/gap