El vicepresidente de la Cámara de Diputados, Jaime Mulet, negó haber sobornado al suspendido alcalde de Tierra Amarila en medio de un ligitio judicial con la minera Candelaria, donde estaban implicados abogados cercanos a la Democracia Cristiana.

El parlamentario de la Federación Regionalista Verde Social, sostuvo que la acusación hecha por el alcalde, Osvaldo Delgado -y revelada por radio Bio Bio- es falsa, ya que lo involucra en un supuesto pago que habría ofrecido -de $400 millones- a cambio de que los abogados de la comuna, Ramón Briones y Hernán Bosselin, pudieran cobrar más de 2.700 millones de pesos en honorarios.

“Eso es falso de falsedad absoluta y proviene de una persona que como señalé está condenada y formalizada y en esos momentos además privada de libertad, de seguro desesperadamente buscando la manera de obtenerla”
, comentó en una declaración pública Jaime Mulet.

Cabe mencionar que en septiembre de 2015, el municipio de Tierra Amarilla y la minera Candelaria llegaron a un acuerdo por $16.635 millones,
 luego que el municipio renunciara a presentar acciones legales que pudieran entorpecer la aprobación del Estudio de Impacto Ambiental (EIA) en Atacama y en el Comité de Ministros, en Santiago.

“No he recibido ni menos ofrecido, ni directa ni indirectamente, dinero alguno de la minera Candelaria, ni del Bufete de abogados Briones-Bosselin, ni de la Municipalidad de Tierra Amarilla
. No obstante, contribuimos con argumentos legales y testimonios del grave daño ambiental y en la salud de las personas que dicha empresa ha generado a la comunidad”, aseguró el diputado regionalista.

/gap