Distintos mensajes, demandas y manifestaciones se han expresado durante la tarde de este viernes 8 de marzo en Santiago con motivo a la marcha conmemorativa por el “Día Internacional de la Mujer”.

Entre los tantos testimonios que se han puesto de manifiesto en esta multitudinaria manifestación resaltó el cártel de una monja.

“No me dejan ser sacerdote”, decía el escrito, capturado por muchos de los participantes de la marcha que contabiliza una participación de más de 150 mil personas.

La religiosa complemento su escrito asegurando que “marcho por una Iglesia que enseñe igualdad y justicia con el ejemplo”.

/gap