Samsung ha vuelto ha organizar este año en Barcelona el Samsung Tech Summit, donde la compañía ha presentado las nuevas características que incluirán su nueva línea de televisores inteligentes QLED, que consiguen unir un nuevo procesador Quantum 8K con tecnología de Inteligencia Artificial (IA) para reducir el ruido de la imagen y aumentar el ángulo de visión en comparación con sus modelos del año pasado.

Los nuevos modelos de ‘smart TV’ de Samsung incorporan procesadores Quantum 8K y 4K, fabricados por la compañía con la arquitectura de 7 nanómetros a través de procesos de litografía y que se utilizan para mejorar la imagen tanto de los televisores QLED 4K como de los nuevos modelos 8K de la gama Q900.

El uso de estos procesadores en los televisores de Samsung consigue mejorar la apreciación de los detalles, reducir el ruido, y restaurar los bordes de la imagen con respecto a los QLED presentados el pasado año, según ha destacado la compañía en su evento en Barcelona.

Estos nuevos dispositivos trabajan con tecnología de Inteligencia Artificial (IA) que analiza grandes cantidades de datos para establecer una correlación entre baja y alta resolución, de manera que sus televisores permiten hacer escalado a 8K de imágenes de resoluciones más bajas.

La IA recopila una gran cantidad de datos, los clasifica y crea una fórmula de imagen que almacena en una banco de fórmulas. Todas estas formulas quedan incrustadas en el procesador para que este sea capaz de reconocer las partes de la imagen y aplicarle la mejor calidad y resolución posibles.

Entre las mejoras que ha llevado a cabo el equipo de Samsung en sus nuevos televisores destaca la mejora en el ángulo de visión, que permite al espectador apreciar el mismo contraste de colores desde cualquier ángulo de la habitación, y no perder los detalles de la imagen.

La compañía ha incrementado también el rango de contraste en alto rango dinámico HDR+, haciendo que los detalles consigan apreciarse más rápidamente de lo que permitía la tecnología anterior. Uno de los errores presentes en los televisores QLED del pasado año era la falta de apreciación de detalles en los colores negros; Samsung ha solucionado esto consiguiendo que, a pesar de la intensidad del negro,se puedan apreciar todas las formas presentes en este.

En cuanto al sonido, la marca ha basado el sonido en el ambiente añadiéndole ‘reconocimiento de espacio’. De esta forma, por ejemplo, dependiendo de si la televisión está colgada o no de la pared podrá detectar el espacio que le separa del espectador y lanzar el sonido de la forma precisa. Esta nueva tecnología analiza los datos de sonido de cada escena para poder proporcionar un sonido más fiel al original.

Como novedades, los nuevos televisores Samsung integrarán el asistente de vozBixby 2.0 y permitirán la conexión con el altavoz inteligente Alexa sin necesidad de tener descargada la correspondiente aplicación en el dispositivo. Además, traerá consigo HBO y Amazon Prime preinstalados, a los que se podrá acceder de manera directa a través del mando o a través de los asistentes de voz.

Por otro lado, los desarrolladores de la compañía han conseguido añadir un ‘acceso remoto’ a estas ‘smart’ TV que permiten conectarlas con los ordenadores personales introduciendo la dirección IP o a través de conexión WiFi. Tan solo será necesario conectar un teclado y ratón inalámbricos vía Bluetooth a la televisión, y una vez se conecte a nuestro pc, la pantalla de este se convertirá en la del ordenador.

Además, los nuevos televisores traen preinstalados herramientas propias de PC como el paquete de Office 365, que se podrá usar sin necesidad de conexión a ningún otro dispositivo.

Para finalizar, Samsung ha desarrollado ‘Ambient Mode’, una característica que permite que la pantalla de la televisión actúe como una especie de ‘salvapantallas’,tan solo seleccionando lo que se desea que muestre el aparato mientras esté en reposo: la hora y el tiempo, las noticias del día, fotos personales o imágenes propias almacenadas en el aparato. Además, esta nueva función permite camuflarse con el fondo de la habitación con ayuda de un ‘smartphone’.

Esta nueva tecnología se aplicará a las ‘smart TV’ QLED de Samsung a partir de este año, aunque la compañía no ha proporcionado una fecha concreta. Además, muchas de las características como la incorporación de Bixby 2.0 y de Alexa también estarán disponibles en el resto dispositivos Samsung de 2019.

/psg