La distribuidora CGE respondió a la iniciativa de la ministra de Energía, Susana Jiménez, que propone que las empresas sean las responsables de pagar los medidores actuales.

En un comunicado, la energética señaló que “CGE está convencida que la mejor solución es reestudiar la puesta en marcha y el despliegue de esta tecnología mientras no exista el convencimiento generalizado de sus beneficios.”. Así agregó que la compra a los propietarios de los medidores actuales no es la solución de fondo a las inquietudes que plantea esta tecnología.

En relación a la mesa de trabajo, CGE manifestó su total disposición a dialogar y conversar alternativas con los distintos actores, “con el fin de avanzar hacia el servicio de calidad que esperan nuestros clientes con pleno respeto al marco jurídico existente”.

/gap