El exdiputado José Antonio Kast piensa que el primer año del gobierno de Sebastián Piñera no ha cumplido sus expectativas, pero ve con buenos ojos el control preventivo de identidad a mayores de 14 años. Incluso va más allá y plantea un toque de queda para los menores de edad. “La situación es crítica y hay momentos en que hay que tomar decisiones radicales hasta que la cosa se ordene”, manifestó a El Mercurio.

El líder de Acción Republicana cree que “apretar la mano” a los más jóvenes no coarta ninguna libertad. “Por qué va a coartar la libertad que yo le pida que se identifique a un menor de edad o decirle a niños de 12 años que no circulen solos a las tres de la madrugada”.

“PONER ORDEN”

Sostiene que la gente echa de menos un liderazgo y autoridad que haga algo al respecto y ponga orden en la sociedad, ya que hay sustento del tema en la opinión pública más allá de la opinión del Congreso. Que si no la aprueba quedan en evidencia ante la ciudadanía, dice.

“Tenemos que pensar en la próxima elección y si vamos a perder un proyecto de ley, vamos a ganar las próximas elecciones, porque les vamos a apuntar a las personas que por culpa de estos señores no cambiamos las leyes penales”, recalcó.

Para José Antonio Kast lo importante más allá de ganar o no una votación es demostrar que son mayoría. “Somos mayoría social, pero no se evidencia porque el Gobierno se pone de rodillas frente a la oposición”.

/gap