El Gobierno y Estadio Seguro tomaron la decisión de presentar una querella criminal contra un hincha de Universidad de Chile por quebrantar la prohibición de ingreso para eventos deportivos de fútbol profesional.

La ANFP, por su parte, aseguró que será “inflexible” a la hora de aplicar derecho de admisión a los responsables de actos de violencia.