A partir de esta situación, el ex dirigente de Azul Azul, Peter Hiller, advierte en diálogo con el mismo matutino que “Si la U sigue funcionando igual, y Carlos Heller no sigue poniendo plata, el club puede irse a la quiebra”.

Consultado sobre si cree que Heller seguirá poniendo dinero en la U, Hiller es contundente: “No le queda otra. Él no puede permitir que el club quiebre, por su nombre”.

“La U evidentemente tiene que ser un club que tiene mayores ingresos que gastos, si no, no tiene sustento y significa que el dueño tiene que seguir y seguir poniendo plata, hasta que puede llegar el momento en que uno dice basta”, concluye el ex dirigente.