“Mi experiencia como modelo comenzó hace mucho tiempo, en el pequeño pueblo donde crecí. Pronto encontré la ciudad y me gradué de la escuela de modelos”, dice la bella Vi Shy, joven modelo ucraniana. “Lo admito, amo mi cuerpo. Trato de cuidarlo, controlar mi tono y comer alimentos saludables. Creo que mi trasero es la parte más redondeada de mi cuerpo, así que es mi principal dedicación”, asegura. Cuando no está modelando, generalmente puedes encontrarla practicando deportes o pasando tiempo con amigos. Cuando se trata de hombres y el dormitorio, a Vi le gusta alguien reflexivo. “Lo más importante que un hombre puede hacer en la habitación es ser amable”, dice ella con una dulce sonrisa. “Saber lo que me da placer, ser sensible y, a veces, rudo. Soy una chica que necesita un hombro masculino fuerte y confiable”, comenta ruiseña.

/psg