Amy Lee Summers es una curvilínea modelo nacida en Wellington, Nueva Zelanda, el 11 de diciembre de 1990. Amy Lee Summers es pequeña de estatura, cabello rubio platino, ojos marrones y una disposición alegre. “Nueva Zelanda es un país muy verde”, dice ella. “Crecí con dos hermanas, muchas mascotas y toneladas de Barbies”. Amy se inició en el modelaje cuando era una niña, posando para catálogos locales. “Después de la secundaria, comencé a meterme en modelos de glamour”, comenta. “Me encanta todo lo relacionado con la moda y la belleza, y creo que por eso quería convertirme en modelo. Playboy siempre ha sido mi sueño, y ahora se ha hecho realidad”. “Honestamente, me siento cómoda posando desnuda. Me hace sentir muy femenina”. Cuando no está modelando, Amy es una peluquera de tiempo completo, y en su tiempo libre, va al gimnasio. “Estoy muy en el fitness”, señala. Cuando se trata de hombres, Amy sabe lo que le gusta y, al otro lado de la moneda, sabe lo que no le gusta. “Lo principal es que él me trata bien y me haga sentir bien”, comenta.

/psg