En un partido de emociones por montón, Chile venció a Venezuela en el estadio Monumental y dio un buen paso rumbo a Rusia 2018.

El primer tiempo fue todo a pedir de boca de la Roja. A los 5’ ya marcaba Alexis Sánchez, igualando a Marcelo Salas como goleador histórico, con un tiro libre perfecto. Acto seguido, gran maniobra del tocopillano, quebró líneas Charles Aránguiz, pase profundo, el 20 con Esteban Paredes y el de Colo Colo la empujó.

El equipo de Juan Antonio Pizzi no se detuvo y a los 22’ Alexis cedió para Mauricio Isla, éste sacó el centro, el Niño Maravilla, la metió al área chica y la rozó Paredes para el tercero.

Tuvo un par de achiques buenos Claudio Bravo y Chile pudo aumentar, pero en el complemento, el capitán tuvo algo más de trabajo así como también el bicampeón de América despilfarró muchas otras chances.

Arturo Vidal tuvo tres clarísimas y no logró capitalizar. Lo tuvo también Esteban Paredes y el mismo Guerrero en un mano a mano. Así hasta que a los 62’, un tiro libre de Rómulo Otero lo calzó Salomón Rondón para el descuento.

De ahí en más vinieron algunas dudas en la Roja. Un bombazo de Tomás Rincón lo sacó Bravo y el mismo futbolista reventaría el travesaño. La pelota picó adentro pero no lo advirtió nadie.

Las últimas serían para Chile: Jorge Valdivia probó con un bombazo que sacó Fariñez y a los 77’, Alexis marró la lápida de penal tras falta al Tucu Hernández. De paso, no pudo pasar al Matador en el escalafón de artilleros históricos.

La Roja venció, se metió a zona de clasificación y va tranquila a la Copa Confederaciones, aunque con ese gusto de que pudo ser una goleada histórica y terminó con algunas dudas por perder tantos goles.

Ver video:

 

/gap