No es ninguna novedad que las entidades previsionales, que es un muy buen negocio, propongan retrasar la edad de pensionarse y así se extendería la cantidad de años para seguir cotizando, que actualmente es a los 65 años, en el caso de los hombres y de 60 años para las mujeres.

Es claro que cada entidad tiene intereses creados, sin embargo, si todos aportamos con diferentes ideas, también sería aceptable que participaran de algunas condiciones para ello, como por ejemplo, que las AFPs se comprometieran a que en esos 5 años de retraso de la edad de pensionarse, no cobraran comisión, o cuando éstas fueren negativas las asumieran sólo ellas y no los afiliados.

Mi sugerencia es que además de lo anterior, las AFPs, contraten personal para sus oficinas, por sobre los 60 años, cosa que en la actualidad no ocurre, para compartir también lo que significa para las personas postergar obligatoriamente por más años, la edad de la jubilación y así existiría un equilibrio entre ambos, y ello se traduciría en que estos nuevos funcionarios reciban un sueldo “digno” y no por el mínimo, así estas personas tendrían cotizaciones para poder llegar con trabajo hasta cumplir a los 70 años de edad, que es lo que desean las AFPs  y puedan pensionarse.

Por otra parte, el Estado, debiera asumir el 7% de salud, correspondiente a la extensión de la edad actual de los 65 años hasta los 70 años, y así sería más equitativa la idea propuesta por la AFP. Si todos ponen de su parte, no me parece mal la idea, pero esa sería una forma en que las entidades se hagan cargo del tema previsional, con una mirada más amplia, y con el aporte de cada una de ellas, de postergar la decisión y establecerla a los 70 años, como lo sugieren.

De no aplicar estos cambios, no se puede proponer aumentar la edad de pensionarse, cuando todos sabemos que no existe trabajo para gente mayor, y las entidades tampoco contratan personas por sobre los 60 años, ni menos asumir el costo que ello significa. Hay que señalar que los años pasan, la piel se arruga, el cansancio se acumula y la vejez llega más pronto de lo deseado, por lo mismo, debe pagarse con algún beneficio de empleo de parte de la entidad previsional, de lo contrario solo significará, más pobreza para los adultos mayores y asegurar por más tiempo el negocio para las entidades.

 

Margot Guerrero Bruner

Asesora Previsional

Corredor de Seguros

www.margotpensiones.com

.