Han aparecido perros azules en Rusia y las imágenes no han tardado en hacerse virales en todo el mundo. Los animales han sido fotografiados en la región de Nizhny Novgorod, cerca de una fábrica abandonada. Se cree que los residuos químicos en esa zona pueden ser la causa de su aspecto.

Desde el gobierno han insistido en la importancia de estudiar qué ocurre con estos animales. “Deben ser controlados para evaluar su estado de salud y para encontrar el motivo de su color. Estamos manteniendo conversaciones sobre la posibilidad de atraparlos”, han comentado.

El antiguo responsable de la fábrica abandonada, Andrey Mislivets, ha apuntado que las imágenes pueden ser falsas y que puede deberse a los restos de sulfato de cobre en alguna casa abandonada. “Deben haber encontrado algo en los alrededores porque nadie los controla”, ha señalado.

El sulfato de cobre se usa habitualmente en las piscinas como fungicida y también como insecticida. Puede provocar inflamación en la piel y ardores. En cualquier caso, las autoridades están investigando lo ocurrido para descartar cualquier escenario más preocupante.

Este suceso recuerda a lo ocurrido en India en noviembre de 2017, cuando un grupo de personas encontró también perros azules en las calles. En esa ocasión, el uso de un tinte para la ropa se perfilaba como la principal causa. Los animales fueron limpiados y estaban sanos.

/gap