(AFP)

El presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por más de 50 países, consideró este jueves que el Gobierno de Nicolás Maduro ha dado un “golpe al Parlamento” al procesar a 10 diputados por delitos de rebelión y llevarse arrestado a Zambrano, y llamó a protestar el sábado en todo el país

Zambrano fue detenido después de que la oficialista Asamblea Nacional Constituyente (ANC) le levantase la inmunidad parlamentaria luego de que el político opositor hubiera apoyado días atrás un fallido alzamiento militar contra el Gobierno del presidente Nicolás Maduro. Según el propio relato de Zambrano, él y sus acompañantes fueron “sorprendidos por el SEBIN” y al negarse a salir del vehículo en el que estaban “utilizaron una grúa” para trasladarlos de “manera forzosa” al Helicoide, sede del organismo de inteligencia.

Edgar Zambrano y Juan Guaidó durante una sesión de la Asamblea Nacional
Édgar Zambrano y Juan Guaidó durante una sesión de la Asamblea Nacional

Guaidó aseguró que el régimen intenta mostrarse “fuerte” pero en realidad sus problemas “se cuentan por miles”.”Como tienen que mostrar un control que ya no tienen van por el vicepresidente de la Asamblea Nacional, única institución legítima de Venezuela”, afirmó.

Además, denunció que “a la Asamblea Nacional le han realizado un golpe de Estado continuado, de manera ilegal han allanado inmunidades, porque ellos no tienen potestad para hacerlo”.

Para el presidente interino, los venezolanos que rechazan a Maduro son “una inmensa mayoría”, con un gran respaldo internacional: “Ellos no tienen nada. Cada arremetida del régimen hace más fuerte al pueblo de Venezuela”.

En los últimos tres años al menos 29 diputados han quedado fuera del Parlamento por motivos de persecución política, según alegan ellos mismos, y están hoy exiliados, presos, sin fuero parlamentario, despojados de sus escaños por resolución de la Justicia, refugiados en embajadas o con libertad condicional.

Guaidó informó además que su representante en la Organización de Estados Americanos (OEA), Gustavo Tarre, convocará una sesión en el organismo continental para tratar el “nuevo golpe al Parlamento”.

Importantes actores de la comunidad internacional rechazaron el secuestro de Zambrano. La administración de Donald Trump exigió liberar a Zambrano, calificando de “arbitraria” su detención. “Si no es liberado de inmediato, habrá consecuencias”, señaló un mensaje publicado en la cuenta en Twitter de la cerrada embajada estadounidense en Caracas, que sigue operativa aunque el personal diplomático de Washington en Venezuela abandonó el país petrolero después de que Maduro rompiera relaciones en febrero pasado.

La Oficina de DDHH liderada por Michelle Bachelet, la OEA, el Grupo de Lima y la Unión Europea (UE) pidieron su “liberación inmediata” y denunciaron que el arresto que “constituye otra flagrante violación de la Constitución del país”. Argentina, Colombia, Chile y Perú también rechazaron la detención. El canciller colombiano, Carlos Holmes, pidió “a la comunidad internacional que, con urgencia, exija” liberar a Zambrano.

/psg