En las últimas 10 semanas el precio de la bencina solo ha sabido de alzas. En ese periodo, el precio promedio de las gasolinas se ha empinado $52 y ya alcanzan su mayor valor desde fines del año pasado. Este incremento ha estado asociado al fuerte repunte de los precios internacionales del petróleo y también al alza del tipo de cambio.

Sin embargo, el ciclo de alzas de las bencinas podría tener fin.

En entrevista con Pulso TV, el economista senior de Scotiabank, Waldo Rivera, sostuvo que es probable que el precio comience a bajar en las próximas semanas.

“Lo que ha venido pasando es que en algún momento el precio del petróleo subió y el mecanismo de estabilización de Chile traspasa esas alzas de a poco, entonces estamos viendo alzas que ya se produjeron afuera, pero estas alzas ya alcanzamos el nivel y podrían empezar a disminuir”, señaló Rivera.

Además agregó que “no descartaría que este ciclo de alzas de precios de gasolinas empiecen a terminar, de hecho si los precios se mantienen en los niveles actuales ya podríamos ver caídas, y esto es porque los márgenes de refinación han empezado a disminuir”.

Por otro lado, el economista estima que debido al alza en las cuentas de la luz, la inflación de mayo será mayor al o,3% registrado en abril, que se vio impulsado en gran parte por el avance de los combustibles.

“Para mayo va a entrar esta alza de tarifas que debería impactar en 0,2 puntos porcentuales la inflación, antes de este shock de tarifas estimábamos 0,2% y ahora estimamos en torno a 0,4%, luego para junio vemos una inflación más similar al promedio histórico de 0,1% y nos llevan a cerrar el año con una inflación de 2,8%”, señaló.

Crecimiento económico

Este jueves, el presidente Piñera, estimó que la economía local crecerá un 3,5%, ubicándose por encima de las proyecciones del mercado. Desde Scotiabank creen que la cifra será menor.

“Creemos que es difícil lograrlo. Nuestra visión es que vamos a crecer algo más bajo en torno a 3,2% y esto ya incluye una expectativa más bien optimista hacia la segunda parte del año. El mercado está más pesimista de eso, se han vuelto de un optimismo a un pesimismo que consideramos excesiva”, indicó.

Asimismo, esperan que en el IPoM de junio haya un recorte en el rango de crecimiento.

“Los datos recientes no son buenos y avalan una visión menos optimista que lo que plantea el Banco Central en su último IPoM. Creemos que su proyección central podría converger a la baja, quizás algo más cercano a lo que tiene el mercado”, sostuvo.

Por último, esperan que el Banco Central deje sin cambios la tasa de interés este jueves, y agregan que recién hacia fin de año podría haber movimientos.

“Creemos que el Banco Central va a mantener su discurso de gradualidad y cautela. Creemos que los datos no avalan continuar con el proceso de alza de tasas por ahora. Hacia fin de año cuando las brechas sigan cerrándose y las presiones inflacionarias aparezcan el Banco Central debería retomar su proceso de alza de tasas”, acotó.

/Entrevista de Sofía Aravena para Pulso

/gap