La Contraloría emitió el dictamen que el gobierno esperaba. Un documento de siete páginas con el cual la entidad daba por cerrado el principal flanco que la administración del Presidente Sebastián Piñera tuvo abierto durante las últimas semanas: la asistencia de sus hijos Sebastián y Cristóbal como parte de la comitiva que llevó a su gira por China y Corea del Sur a fines de abril.

La Contraloría descartó cualquier irregularidad o falta a la probidad, basada en que no había a la fecha del viaje regulación alguna que se refiriera a la pertinencia o no de que familiares del Jefe de Estado participen en ese tipo de instancias como invitados especiales, y que la “costumbre” permitía que sucediera.

Lo anterior derivó en que también se descartaran faltas respecto de la presencia de los hermanos Piñera Morel en actividades con autoridades políticas y comerciales y sobre el eventual gasto extra que le podrían haber significado al Fisco al ser parte del viaje.

El Mandatario celebró el dictamen por Twitter: “Contraloría dictaminó en forma categórica que el viaje de mis hijos a China cumplió todas las normas de probidad y no significó gasto alguno para el Estado”, escribió.

Antes que Piñera, dos autoridades del Ejecutivo manifestaron su conformidad por el dictamen.

El ministro del Interior, Andrés Chadwick, resaltó el resultado con La Tercera y se preguntó: “¿Y ahora quién compensa el enorme daño causado con tanta información falsa y torcida?”.

Algo muy similar escribió en Twitter la vocera de gobierno, la ministra Cecilia Pérez, donde apuntó al “daño” provocado por las “mentiras y oportunismo” de la izquierda.
Pero no todo el oficialismo se cuadró con esa posición.

La diputada Ximena Ossandón (RN) aseguró que más allá de lo que diga el dictamen, “lo que aquí está en juego es un tema político, ético”.

“Lo único que cabe decir es que el viaje de los hijos fue un error y que no se repetirá. Asumámoslo como gobierno y cerremos el tema de una vez. Hasta el propio hijo del Presidente pidió disculpas y no entiendo por qué el gobierno no lo hace y se empeña en alargar el tema”, dijo.

/carolina braun