Universidad Católica fue derrotada por la cuenta mínima en su visita a la Región de Coquimbo para disputar el partido de ida en la segunda fase ante Deportes La Serena.

El equipo local se adelantó en el marcador tras una desafortunada jugada que terminó en autogol de Valber Huerta a favor de los serenenses, tras un córner que desvió Enzo Ruiz en plena área chica.

El bajo rendimiento de “Los Cruzados” desató las criticas de los hinchas principalmente hacia Jaime Carreño que en la mitad de la cancha no fue solución para Gustavo Quinteros.

En compañía de Ignacio Saavedra y de Carlos Lobos, el volante no se vio cómodo, perdiendo balones y no siendo trascendente ni en labores de ataque ni de defensa.

El pequeño volante de 22 años surgió de las divisiones menores de Universidad Católica y en 2016 tuvo su debut y se destacó principalmente por ser un aporte en la mitad de la cancha junto Enzo Kalinski y César Fuentes. Tras anotarle un gol decisivo a Universidad de Chile dejó marcada su identidad con el equipo de “la franja”.

De ahí en más alternó la titularidad en los dos años siguientes, pero fue perdiendo regularidad y oportunidades de sobresalir en el equipo.

A principios de año su futuro se encontraba más lejos que cerca de Las Condes, siendo un jugador pretendido por Unión Española tras haber dejado una buena imagen en Everton de Viña del Mar.

Carreño ha perdido protagonismo y no esta al nivel que se espera, veremos si podrá resarcirse de su actuación más reciente, cuando Católica reciba a Unión Española este martes a partir de las 20:30 horas por el Campeonato Nacional.

/fao