Debido a las condiciones de ventilación y a la mala calidad del aire en la cuenca de Santiago, la Intendencia decretó para este viernes una nueva jornada de preemergencia ambiental en la Región Metropolitana.

La medida incluye restricción vehicular para los autos sin sello verde cuyas patentes terminan en 4, 5, 6, 7, 8 y 9, lo que se suma a la prohibición permanente de circulación en el anillo de Américo Vespucio para los vehículos catalíticos que finalizan en 2 y 3, y que fueron inscritos antes del 01 de septiembre del 2011.

En tanto, las motocicletas que se registraron antes del 01 de septiembre del 2010, tendrán restricción para las que terminan en 2 y 3.

Respecto a los vehículos de carga, los camiones con sello verde que tendrán prohibición de circulación son los que culminan en 8 y 9, mientras que los no catalíticos tendrán restricción para cuyas patentes terminan en 4, 5, 6, 7, 8 y 9.

Esto se añade a la prohibición de usar calefactores a leña, pellet y otros derivados de la madera en toda la RM, como también la paralización de fuentes contaminantes industriales.

Asimismo, la Seremi de Educación de Santiago podrá recomendar modificar las clases de educación física o bien suspenderlas, si así lo estima necesario.

La intendenta Karla Rubilar señaló en su cuenta de Twitter que la decisión se tomó “pensando en la salud de todos los habitantes de la región”, e hizo un llamado a “ayudarnos y denunciar a quienes infrinjan las medidas y prohibiciones. Nuestra prioridad es cuidarte, en especial a adultos mayores y niños”.

La de hoy es la tercera preemergencia ambiental consecutiva en Santiago y se suma a las que tendrán Los Ángeles, Temuco, Chillán y Linares. Por su parte, el Valle Central de O’Higgins y Talca vivirán jornadas de alerta.

/psg