La Contraloría General de la República tomó razón de un decreto supremo enviado por el Ministerio de Defensa que autoriza la colaboración de las Fuerzas Armadas de nuestro país en las fronteras para controlar el masivo ingreso migratorio.

Según se publicó en el Diario Oficial, la medida busca combatir el arribo masivo de migrantes ilegales en Chile, quienes llegan a través de pasos no habilitados.

En el documento, la Contraloría dio luz verde a estas nuevas funciones de las Fuerzas Armadas que ya durante el 2019 fueron autorizadas para operar en beneficio del combate contra el narcotráfico en las fronteras.

Según la Contraloría, el despliegue militar en la zona fue autorizado “en el marco de la facultades que la Constitución y las leyes le confieren (a las FFAA), para que aquellas se desarrollen exclusivamente en zonas fronterizas”.

“Considerando que, el artículo 1º de la Carta Fundamental previene que es deber del Estado resguardar la seguridad nacional y dar protección a la población y a la familia”, agregaron.

La medida surgió en medio de las críticas que el alcalde de la comuna de Colchane, Javier García, quien afirmó que la masiva llegada de migrantes generó efectos adversos en su comunidad.

Además, no fue la única autoridad que está preocupada por la situación porque el intendente de la Región de Tarapacá, Miguel Ángel Quezada, calificó de inédita la migración masiva porque “nunca habíamos tenido que 1.600 personas simultáneamente llegaran a esa localidad “.

/psg