Luego de que el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) informara que la tasa de desocupación se ubicó en 7,1% en el trimestre móvil marzo-mayo, el Gobierno reconoció que ha sido difícil bajar los datos de desempleo, pero recalcó que las cifras se han mantenido estables.

Así, el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, sostuvo frente al informe del INE que, más allá de percibir que las cifras de la entidad se están acercando a las administrativas, “lo que sí hemos visto es que ha sido difícil reducir las tasas de desempleo”.

De todas formas, precisó que “la tasa está estable, no ha tenido un aumento, pero está algo sobre el 7%”. En ese sentido, cabe recalcar que el dato no se ubicaba por sobre dicho porcentaje desde octubre del año pasado.

Pero frente al escenario nacional, el titular de Hacienda recalcó que “el mercado laboral chileno ha tenido un efecto muy significativo de la migración. El hecho de absorber en los últimos años a más de 800 mil migrantes es un tema significativo”.

“Entonces, yo quiero destacar la capacidad del mercado laboral chileno de absorber (a los inmigrantes) sin incrementos en la tasa de desempleo”, subrayó Larraín. “Ahora, ¿qué esperamos en el tiempo? por supuesto que esa tasa caiga”.

Por su parte, el ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, hizo hincapié en que las cifras del INE, que se encuentra en plena actualización de sus datos, “hay que verlas con bastante cuidado”. Lo anterior, porque “por la falta del adecuado marco muestral del INE, que ellos mismos han reconocido, está subestimado el empleo, particularmente de los trabajadores migrantes”.

Sin perjuicio de lo anterior, el ministro comentó frente a la información publicada que “Chile continúa creando buenos empleos”. “El INE da cuenta de una creación de empleo cercano a los 120 mil nuevos empleos respecto del año pasado, al mismo tiempo baja la informalidad, lo que es una muy buena noticia”.

Respecto a la tasa de desocupación femenina, que alcanzó el 8,2%, Monckeberg hizo hincapié en la importancia de aprobar reformar pro empleo y que, además, terminan con las discriminaciones, como la Ley de Sala Cuna Universal.

“El proyecto precisamente lo que garantiza es que cualquier mujer, si trabaja en empresa grandes, pequeña o mediana, o con muchos hombres o pocos hombres o con muchas mujeres o pocas, tendrá cobertura y podrá dejar a sus hijos en una sala cuna, eso va a abrir las puertas de trabajo a muchas mujeres, y es el mejor proyecto que podemos fomentar para que fomentemos el empleo femenino”, consignó el titular de la cartera laboral.

En otro análisis, el ministro de Economía, Juan Andrés Fontaine, explicó que “la tasa de desempleo siempre comienza a subir a medida que se empiezan a incorporar meses más invernales y van quedando atrás del trimestre móvil los meses del verano. Por eso la subida”.

De todas formas, valoró también que el empleo (los ocupados) creció un 1,4% en el trimestre analizado, “de manera que eso va también hablando de una mejoría de las condiciones del mercado ocupacional”, precisó.

/psg