Fueron cinco largos días de intensas negociaciones, pero al fin salió humo blanco y los actores lograron un acuerdo para viabilizar la reforma previsional mediante una fórmula alternativa para administrar el aumento de la cotización adicional, que será superior al 4% del proyecto original.

“Hay acuerdo, nos demoramos más, fue más difícil porque había que tratar de coincidir con varios, pero el resultado valió la pena, y por su peso va a abarcar al menos al PPD, a los socialistas y a los radicales”, afirmó el diputado Gabriel Silber (DC) negociador por la falange. Hasta el cierre de esta edición, las partes estaban a la espera de que el gobierno les enviara las indicaciones para revisar si estas concordaban con lo conversado.

El acuerdo consiste en crear el Consejo de Ahorro de Seguros Sociales (CASS) entidad pública y autónoma para administrar la cotización adicional, que tendrá rango constitucional, similar a lo que proponía Bachelet. “En un minuto pensamos en bajar ese estándar en el entendido que sólo la DC llegaría a acuerdo, pero al sumar más partidos están los votos para elevar el ente a un rango constitucional y que cuente con independencia y capacidad política”, sostuvo Silber.

Este organismo contará con musculatura organizacional fuerte para realizar dos tareas: una, sería administrar indirectamente el 4% de propiedad individual (llamado APA, por Ahorro Previsional Adicional); y la segunda sería gestionar directamente los nuevos seguros solidarios, y los actuales fondo para educación previsional y el seguro de la Ley Sanna, radicados hoy en otros servicios, y se llamará Programa de Seguros Sociales Solidarios (PSSS)

Respecto de lo primero, explicó el parlamentario, el CASS decidirá la cartera y los instrumentos, pero licitará la gestión del 4% a terceros que cuenten con experiencia suficiente y perfil financiero idóneo, no AFP. “No podemos correr el riesgo de debutar con el manejo de fondos debido a la importancia y la gran cantidad de recursos involucrados que pertenecen a todos los chilenos. Son demasiados los intereses en juego para improvisar o cometer pasos en falso en esto”, resaltó.

Además, durante los primeros 4 años un panel de expertos irá evaluando la conducción del CASS y su institucionalidad, para entregar informes periódicos al Congreso y al Presidente de la República. “El objetivo es ir evaluando para darle más facultades, más autonomía e independencia, a medida que vaya ganando madurez y prestigio entre los chilenos”, comentó Silber, sin descartar que en un futuro pueda competir en administrar el 14% de cotización.

La idea es que el APA también ofrezca varios fondos para que la gente elija, y quien no lo desee por defecto ingresará al modelo Target Date Funds (TDF) que dependiendo de la edad va gestionando los riesgos.

Dos temas aún no están totalmente zanjado: cuánto más se elevará la cotización que irá para los seguros, y cuántos seguros habrá, ya que por ahora se está evaluando el de longevidad y de rentabilidad. “Aún nos falta discutir ese guarismo y puede que esa discusión llegue hasta el Senado, estamos hablando entre 1 y 1,5 punto más que el 4%”, concluyó Silber.

/psg @Radio_Santiago