Con una votación unánime de 35 votos a favor y ninguno en contra, el Senado aprobó los cambios propuestos por la Comisión de Hacienda para establecer un nuevo mecanismo de financiamiento de la defensa nacional, y de este modo derogar la Ley Reservada del Cobre.

Se trata de un paso importante, y ahora la iniciativa deberá ser votada en la Cámara de Diputados. En caso de no obtener un resultado favorable, deberá pasar a una comisión mixta.

Entre otras cosas, el proyecto modifica el financiamiento del 10% de las ventas de Codelco que son entregadas a las Fuerzas Armadas, y elimina el piso mínimo para sus actividades generales que está establecido en la Ley de Presupuesto.

Además, establece un aporte basal de mantenimiento, sostenimiento y actualización de las capacidades estratégicas. De este modo, se creará el fondo plurianual de las capacidades estratégicas, con el propósito de dar estabilidad a las inversiones, y un consejo del fondo para el control del flujo financiero que estará en manos del Banco Central.

La aprobación en el Senado fue valorada por el ministro de Defensa, Alberto Espina, quien aseguró que terminar con el actual financiamiento FF.AA. es un “cambio histórico”, y que esta iniciativa establece “un sistema democrático, estable, plurianual, con un fondo de contingencia, que es es transparente y que tiene un control y fiscalización para garantizar que los dineros sean bien invertidos”.