LOS ANTECEDENTES

El último fin de semana de julio, en Caracas se realizó el XXV encuentro del Foro de Sao Paulo, organización que agrupa a partidos y movimientos socialistas, comunistas y socialdemócratas de América Latina. Hasta allá llegarán los senadores colombianos del partido FARC Rodrigo Granda y Julián Gallo Cubillos, este último más conocido por su alias en tiempos de la guerrilla «Carlos Antonio Lozada». 

En una entrevista con la revista Semana de Colombia, Granda, antes conocido como «el canciller» de las FARC, recordó que el grupo guerrillero desmovilizado en 2017, fue socio fundador del Foro de Sao Paulo, siendo un movimiento armado. «Eso causó un debate muy grande en torno a sí podían incluir o no a una guerrilla. Nosotros fuimos socios fundadores del Foro de Sao Paulo y participamos durante el período más álgido de la represión en este país (Colombia). Eso sí, teníamos que tener cuidado».

La organización se constituyó en 1990, auspiciada por del Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil, cuyo líder aunque preso continúa siendo Luiz Inácio Lula da Silva, con el fin de discutir la nueva coyuntura internacional después de la caída del Muro de Berlín. Junto con Fidel Castro -desde Cuba- buscan instaurar el «socialismo del siglo XXI».

El viaje de los dos ex guerrilleros fue autorizado por la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), luego de que estos presentaran los pasajes de ida y vuelta, reservas de hotel, la invitación formal al evento hecha por Diosdado Cabello, número dos del chavismo y vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), y por el vicepresidente de asuntos internacionales del PSUV Adán Chávez Frías (hermano de Hugo Chávez). Todo esto, además, de un compromiso de presentarse ante la JEP el día hábil siguiente de su regreso a Colombia, como lo indican los protocolos firmados en el Acuerdo de Paz de noviembre de 2016.

Adán Chávez@Adan_Coromoto

Seguimos alistándonos para la realización en Venezuela del XXV Encuentro del Foro de Sao Paulo (FSP), entre los días 25 al 28/07/2019. Delegadas(os) e invitadas(os) del mundo entero se harán presentes en la Patria de Bolívar y de Chávez. Unidos Venceremos!!

Ver imagen en TwitterVer imagen en Twitter
94 personas están hablando de esto

Sin embargo, la instancia le habría negado los permisos a otras cinco personas integrantes de la antigua guerrilla, convertida ahora en partido político, al considerar que no habían presentado todos los requisitos.

El viaje de los dos FARC a Caracas no deja de levantar suspicacias, en particular porque el propio Presidente de Colombia, Iván Duque, ha denunciado que los disidentes de las FARC se encuentran en territorio venezolano, incluso Luciano Marín (conocido con el alias»Iván Márquez»), quien tenía un puesto asegurado en el Senado de esa nación, pero no se presentó a cumplir sus funciones y aún no se conoce oficialmente su ubicación.

Para Duque, “no es un secreto” que en Venezuela estarían jefes de las FARC que dieron la espalda al proceso de paz, según declaró a la agencia de noticias EFE, como Marín, que fue jefe negociador de la guerrilla en los diálogos de paz; Hernán Darío Velásquez, alias “El Paisa”, y Henry Castellanos, alias “Romaña”. Tampoco duda que el recientemente fugado Jesús Santrich, esté allí, “protegido por la dictadura de Venezuela”.

“Eso muestra que lo que ellos (el Gobierno de Maduro) quieren es patrocinar allá una especie de unión de clanes criminales para perpetrar actos violentos en Colombia”, dijo Duque a EFE. 

Manuel Cristopher Figuera, director del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) de Venezuela hasta que se vio obligado a huir del país petrolero por estar involucrado en el intento de deponer a Maduro el pasado 30 de abril, afirmó a principios de julio que Santrich probablemente ya esté en Cuba después de haber pasado por Caracas y de haberse alojado en una vivienda registrada a nombre de la ex senadora colombiana Piedad Córdoba, ubicada en Fuerte Tiuna, una zona militar en la que se hicieron desarrollos habitacionales.

Sin embargo, en la misma entrevista con Semana, Granda puso en duda que sus antiguos camaradas se encuentren en Venezuela y también negó que se estuviese planificando un encuentro con ellos.

La presencia de grupos irregulares armados en Venezuela 

Las FARC no serían los únicos irregulares colombianos en Venezuela. El 9 de mayo el general Luis Fernando Navarro, comandante de las Fuerzas Militares de Colombia, denunció que hay entre 1.000 y 1.100 hombres del Ejército de Liberación Nacional (ELN) en territorio venezolano, lo cual representa alrededor del 45% del total de miembros de esa guerrilla guevarista.

«En territorio venezolano Nicolás Maduro, el dictador de Venezuela, los está protegiendo (al ELN). Les está dando dinero y está patrocinándoles el reclutamiento de niños para ejercer la minería ilegal en lugares del territorio venezolano», alertó Duque.

La ONG Fundaredes ha realizado repetidas denuncias sobre que en Venezuela “más de 28 frentes, conformados por miembros de diferentes agrupaciones irregulares armadas colombianas, actúan con total libertad a través de diversas actividades ilícitas con la anuencia y protección del régimen de Nicolás Maduro”. Aseguran que en el país petrolero hay presencia de 8 frentes del Ejército de Liberación Nacional (ELN), 6 movimientos conformados por la disidencia de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), 4 frentes del Ejército Popular de Liberación (EPL), además de una decena de grupos paramilitares o parapoliciales, acusaciones que presentaron en la 49 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) celebrada en Medellín.

Esta misma ONG puso en conocimiento a la Comisión Técnica de la Oficina de la Alta Comisionada de Derechos Humanos de la ONU -que visitó Venezuela en marzo- de la existencia de grupos irregulares colombianos en por lo menos 14 estados de Venezuela.

A diferencia de las FARC, el gobierno de Colombia no logró concretar un acuerdo de paz con el ELN.

Las directrices del Foro: «Fijar un plan político conjunto para  América y el mundo»

El encuentro del Foro de Sao Paulo se extenderá hasta el domingo 28 de julio. Se espera la asistencia de unas 700 personas. Miguel Ángel Martínez Meucci, doctor en Conflicto Político y Procesos de Pacificación, escribió en una columna de El Líbero, que el grupo “se ha consolidado como una referencia ideológica y programática ineludible para comprender las políticas desarrolladas durante las últimas tres décadas por parte de las fuerzas políticas de izquierda en Iberoamérica”.

El comienzo de este siglo permitió que la alianza se fortaleciera con gobiernos aliados en Venezuela con Hugo Chávez, en Argentina con los Kirchner, en Brasil con Lula Da Silva, en Bolivia con Evo Morales, en Nicaragua con Daniel Ortega; y los Castro en Cuba.

“También llegaron a desarrollar una sinergia tan importante como para impulsar la creación de organismos de cooperación regional de nuevo cuño, cual fue el caso de la Unasur, la Alba y la Celac, los cuales lograron minimizar el papel regional de la Organización de Estados Americanos (OEA) e incluso sepultaron definitivamente iniciativas ya consolidadas como la Comunidad Andina de Naciones (CAN) o en fase embrionaria como el Área de Libre Comercio para las Américas (ALCA)”.

En su declaración del año 2010, hecha a partir de su XVI encuentro, realizado en Buenos Aires, se refieren a la necesidad de hacer un balance de los procesos hondureño, panameño, chileno y colombiano, ante el avance de las “fuerzas de derecha”. Particularmente, de Chile mencionan “la elección del magnate Sebastián Piñera en Chile el 17 de enero de 2010, respaldado por un grupo de origen pinochetista, que sucedió a cuatro gobiernos de la Concertación”. Agregan: “La derecha latinoamericana y caribeña, con sus aliados europeos y estadounidenses, están implementando una contraofensiva, que busca recuperar los espacios que perdieron desde 1998 en América Latina”, y fijan como lineamiento debatir maneras concretas de apoyar la unidad de la izquierda en esos países.

Cuando la diputada Carol Kariola era secretaria general de las Juventudes Comunistas, viajó a La Habana para participar de la reunión del Grupo de Trabajo del Foro de Sao Paulo en 2013. Allí manifestó: «Para países como Chile, donde todavía impera el neoliberalismo, es importantísimo aprender de estas experiencias, teniendo en cuenta esa vieja enseñanza de que ningún proceso puede copiarse tal cual de un país a otro». Por otra parte, hay por lo menos cuatro declaraciones del Foro de Sao Paulo apoyando al régimen de Maduro en las que representantes del Frente Amplio han estado presentes. 

Este año, Adán Chávez, quien además es Embajador de Venezuela en Cuba y está a cargo de organizar la actividad, declaró a la agencia estatal de noticias de Venezuela AVN que «uno de los objetivos principales del foro es seguir fortaleciendo un plan conjunto de acción política, allí hay líneas bien específicas como la realización de encuentros para foros, talleres, que el debate continúe», para lograr “una especie de vanguardia revolucionaria continental en nuestra América”. 

Este año, la delegación de Chile que asiste al Foro la componen, tal como lo informó El Líbero, el ex embajador en Vietnam Claudio de Negri y el diputado Boris Barrera, por elPartido Comunista; Esteban Silva, representante del Movimiento Socialismo Allendista, integrante del Movimiento Democrático Popular del Frente Amplio. El Partido Igualdad enviará a su presidente Guillermo González, y Virginia Toro de su Frente Feminista. Por su parte, el Partido Progresista estará representado por la vicepresidenta de Relaciones Internacionales, Carolina Aedo.

El encuentro se produce solo tres semanas después de que la Alta Comisionada para los DD.HH, Michelle Bachelet, publicara su informe sobre Venezuela en el que describe violaciones a los derechos humanos como de alimentación y salud, al uso de los programas sociales como mecanismos de control social, a cierres de medios de comunicación, persecución por motivos políticos, detenciones arbitrarias, la existencia de presos políticos, el maltrato a los pueblos indígenas, entre otros.

El texto fue cuestionado por el PC, y el alcalde de Recoleta Daniel Jadue personalizó la crítica y cuestionó directamente el rol de Bachelet, lo que causó diferencias de posturas dentro del partido, por lo cual Jadue se vio obligado a disculparse con la ex Mandataria.

Las actividades del Foro incluyen una manifestación el 27 de julio para dar la “bienvenida” a los invitados, también habrá foros permanentes en el Teatro Teresa Carreño para “exponer los logros de la revolución bolivariana”, que se ubica al lado del Hotel Venetur Alba Caracas, que será la sede de la cita. El acto de clausura será en el Cuartel de la Montaña, el 28 de julio, donde se encuentran los restos de Hugo Chávez.

En la Declaración de la XV Reunión de Ministros de Relaciones Exteriores del Grupo de Lima, realizada el martes, se alude al encuentro. “Instan a las agrupaciones políticas verdaderamente comprometidas con la democracia, con los derechos humanos y con el Estado de derecho, en el hemisferio y en otras regiones, a que no participen de dicha línea de acción y a que, por el contrario, y a la luz del Informe de la ACNUDH, coadyuven al proceso de transición democrática en Venezuela”.

Julio Borges, representante de Venezuela ante el Grupo de Lima, afirmó que el Foro de Sao Paulo “es un grupo que solo busca saquear a Venezuela y desestabilizar la región mediante el financiamiento de grupos terroristas y movimientos antidemocráticos”. Señaló que los asistentes al encuentro tienen un historial de dictadura, violación de derechos humanos, vinculación con el crimen organizado y corrupción.

/gap