Varios ya mostraron a sus equipos, otros se encuentran conversando con líderes sociales y empresarios e, incluso, algunos han suscrito pactos secretos de no agresión entre ellos. La próxima parada en la carrera son las elecciones del 11 de abril.

Boric espera la unción del FA

Gabriel Boric (35) no pudo cumplir a totalidad su deseo de desconectarse en sus vacaciones en Magallanes. Al contrario, debió seguir atento las tratativas que lo podrían convertir en la más probable carta presidencial de Revolución Democrática y del Frente Amplio.

Bastó con que el diputado señalara que estaba “disponible” para que el tema se agilizara con rapidez en las últimas semanas de febrero. Pero junto a su equipo acordó que no hablará hasta que culmine el comité central de Convergencia Social, el 6 de marzo, donde se discutirá su eventual proclamación.

Sin embargo, varias voces del FA sí lo han hecho: Giorgio Jackson dijo el jueves en The Clinic que “no me sorprende que su nombre esté sonando y no es un misterio (…)”.

“Nuestra militancia está evaluando la posibilidad de que Gabriel Boric encabece ese proceso (…), señaló esta semana Alondra Arellano, presidenta de Convergencia Social.

Su gran dificultad es que su opción genera inquietud en otros sectores del FA. Desde Comunes, por ejemplo, han advertido que no se debe caer en el error de levantar un candidato para afianzar la identidad del bloque -en medio de la crisis que atraviesa- por sobre la necesidad de un proyecto que permita ganarle a la derecha.

En el bloque, una gran mayoría estima que deben participar en una primaria legal con toda la centroizquierda. Sin embargo, no son pocos quienes creen que lo más probable es que terminen yendo directo a primera vuelta, en caso de que no logren tener un acuerdo de mínimos.

Otro punto que deberán despejar, dicen en RD, es qué pasará con la candidatura del diputado y líder de Unir, Marcelo Díaz, quien es partidario de un proceso de primarias internas.

Un café con Briones

“Me gustaba mucho mi pega de ministro de Hacienda, estaba feliz, pero estoy hoy acá porque, de verdad, creo que en Chile hay que hacer cambios de verdad, como desconcentrar el poder político y económico y no vender humo”, señalaba Ignacio Briones el jueves en la mañana en una entrevista en Canal 9 Bío Bío Televisión.

Consultado al respecto por La Tercera, el candidato de Evópoli ahondó: “No puede ser que el 80% de la Bolsa esté concentrada en unos pocos grupos económicos. Necesitamos mercados más libres y abiertos, con el ciudadano al centro y sanciones de verdad para los abusos…”.

El día anterior, el exministro de Hacienda había partido una gira por todo el país, con el objetivo puesto en escuchar a los chilenos, señalan sus cercanos. Sólo lo acompañan su jefa de prensa, Nicolle Estibill; su coordinadora territorial, Luz Poblete, y un camarógrafo.

En su primera parada visitó Yumbel, Lota, San Pedro de la Paz y Concepción, y la próxima semana continuará en las regiones extremas, saltando desde Tarapacá a Magallanes.

Muy al estilo de Evópoli, una de sus herramientas de campaña se llama “Juntémonos”, la que consiste en tomarse un café, mientras hace su gira, con quien se lo pida a través su cuenta oficial de Instagram. José Luis Padilla (51) fue la primera persona en compartir el café con Briones en su casa en San Pedro de la Paz, Concepción.

La otra parte de su campaña, al igual que el resto de los presidenciales, es el apoyo a las cartas de Evópoli que, pese a su juventud, posee una estructura en casi todo el país.

Desbordes quiere entrar fuerte

Cercanos al candidato de RN afirman que Mario Desbordes entrará en marzo “pisando fuerte”, “tomando fierros calientes” y hablando con “total libertad y sin temor a expresar su postura” en temas importantes para el país, tal como lo hacía antes de entrar al gobierno.

En su lista está una polémica propuesta sobre el CAE y medidas que “alivien el bolsillo” de los chilenos en este mes, tales como el pago de patentes y contribuciones.

Con esta estrategia, el exdiputado confía en recuperar su peso en las encuestas que sacrificó al entrar a Defensa y pavimentar “un proyecto de centroderecha con vocación social potente”, como lo ha señalado.

Instalado en la casona del Instituto Igualdad, en calle Galvarino Gallardo, junto a la sede del partido, ha estado conversando con todos los líderes de la colectividad buscando aunar a toda Renovación Nacional tras su candidatura presidencial, tras algunas heridas que dejó el consejo general de enero, donde congeló su militancia el senador Chahuán y algunos partidarios de Sichel quedaron enojados.

Cercanos al diputado señalan que ya logró limar muchas asperezas en febrero y ya comienza a “aceitar” la maquinaria del partido más grande del país, que, según sus cercanos, será lo que lo diferenciará del resto de los candidatos en las primarias.

Jadue busca participación en Recoleta

Hace unos días, el PC se reunió para analizar la estrategia presidencial de Daniel Jadue, oportunidad en que se adoptaron varias definiciones. La primera, es que de aquí al 11 de abril debe concentrarse exclusivamente en su reelección en Recoleta, con la meta de que exista mucha participación y logre una victoria indiscutible.

En las municipales de 2016 votaron 41.082 de un total 140.760, es decir, votó sólo 29,18%. De ese porcentaje, Jadue sacó el 54,26% de los votos. “No es lo mismo ganar con un 30% de participación que con 60% o 70%…”, señala un fuente del PC.

Otra definición es que “Daniel es el hombre de la foto” con todos los candidatos a constituyentes, alcaldes, concejales y gobernadores. Un consejo comunicacional que se le hará llegar es que no se involucre en el tema Venezuela, Maduro y Cuba.

Parte del plan, dicen desde el PC, es mantener a Jadue alejado de cualquier disputa interna de la colectividad que pudiera surgir ahora en campaña. Las mismas fuentes señalan que, justamente a raíz del gran apoyo ciudadano que tiene hoy Jadue, el PC ya no es el partido ordenado de antes, sino que diversas facciones internas –y generacionales- están luchando por poder interno.

Lavín prioriza nuevos liderazgos

Los candidatos que piden el apoyo de Joaquín Lavín deben suscribir cinco compromisos con él, siendo el primero de ellos el respaldo a la “Revolución de los Municipios”, su principal -y ambiciosa- propuesta presidencial que busca equiparar los recursos de todas las comunas.

“Es absolutamente factible y real y hay mucha gente de todos los sectores que está dispuesta a colaborar en esto”, señala uno de los hombres importantes de su campaña, Francisco de la Maza.

En cuanto al apoyo de candidatos, Lavín priorizará apoyar “a quienes reflejen una renovación en la política y personas jóvenes, más que figuras emblemáticas”, señalan en su entorno. Entre ellos, Daniela Peñaloza en Las Condes y Carlos Bannen en Valparaíso.

Joaquín Lavín inició esta semana su “gira virtual” por el país, que consiste en juntarse durante tres días con candidatos a alcaldes, concejales y miembros de distintas organizaciones de una región del país para armar una red de coordinación y apoyos mutuos para sus respectivas campañas.

Una de las dificultades que enfrenta Lavín, además de imponerse a Matthei, es recuperar la confianza de la derecha más tradicional y del empresariado. Para ello, el edil ha estado sosteniendo una serie de reuniones con hombres de negocios, explicándoles su visión del nuevo país que existe hoy.

“Lavín es el candidato que obtiene más apoyo fuera de Chile Vamos, por lo tanto es el único que podría garantizar ganar la elección presidencial”, señala Gonzalo Müller.

Las campañas paralelas de Matthei

Esta semana, la alcaldesa Evelyn Matthei subió un formulario online donde cualquier candidata o candidato que quiera su apoyo se inscribe y ella le entrega un video con su respaldo. Desde su equipo, cuentan que tuvieron que bajar el formulario, luego de que el primer día llegaran 530 peticiones. Con este ejemplo, sus cercanos afirman que la opción presidencia de la economista está más vigente que nunca y con mucha fuerza al interior de la UDI.

En su equipo están los diputados de la UDI Juan Antonio Coloma y Juan Manuel Fuenzalida y ha sumado personas de otras áreas, como la doctora en Ciencias Sociales Ana María Yévenes y el arquitecto Iván Poduje.

Pero, por ahora, Matthei apuesta por una contundente reelección que la noche del 11 de abril la fortalezca de cara a una definición con Lavín, sobre la que aún no hay claridad.

“Ese es su principal desafío”, dicen en su equipo, pero muestran cautela. “La meta es ganar”, repiten, y ojalá superar el 53,22% de los votos obtenidos en 2016.

Mientras tanto, en forma paralela a su campaña municipal, Matthei ya comenzó a formar sus lineamientos programáticos para las presidenciales, priorizando temas relacionados con el narcotráfico y la delincuencia, pero desde una perspectiva de mejora en la calidad de vida de los barrios, donde hoy, a su juicio, existe mucha segregación.

Muñoz prepara un gobierno de transición

“El tiempo apremia y esta reunión es para presentar el comando de mi campaña, donde somos muchos bacheletistas”, señaló el martes -en un hotel boutique del barrio Bellas Artes- Heraldo Muñoz, quizás buscando equilibrar el plus de su competidora Paula Narváez, quien fue ungida por la expresidenta. Junto a él estaban Helia Molina, Francisco Vidal, Alberto van Klaveren, entre otros colaboradores de la expresidenta.

En la actividad, su jefe programático, el exministro de Medio Ambiente Marcelo Mena, habló de impulsar un gobierno de “transición”, refiriéndose al nuevo modelo que derivará de la asamblea constitucional.

Muñoz ha estado conversando con empresarios e inversionistas extranjeros, a quienes ha señalado que busca hacer cambios importantes, pero con moderación. Y que para él es esencial el crecimiento y la creación de empleos bien remunerados y de calidad. Para ello, ha seguido con atención la propuesta de Joe Biden de duplicar el salario mínimo.

Por lo pronto, deberá sortear una división al interior del PPD: mientras algunos, como Vidal, siguen creyendo que hay que hacer unas preprimarias con Narváez, porque de lo contrario Rincón tiene todas las posibilidades de imponerse en las primarias legales, otros ya se convencieron de que esa opción es inviable por tiempo y otros factores. Entre ellos está Guido Girardi.

Lo más probable que el lanzamiento oficial de su campaña sea próximamente en el popular restaurante El Hoyo, en el barrio Estación Central.

El cambio de Maldonado

Pese a que su eslogan es “Cambio Radical”, cercanos a Carlos Maldonado (57) señalan que, al contrario de lo que se pudiera suponer, él está por reformas unitarias y no por propuestas más extremas, como las que a ratos ha levantado el exabanderado presidencial del partido Alejandro Guillier.

El exministro de Justicia de Bachelet dice que en marzo lo importante no serán las candidaturas presidenciales, sino las elecciones del 11 de abril, donde pondrá sus energías.

Ya tiene lista su ruta de apoyo a candidatas y candidatos, partiendo esta semana en Valparaíso, continuando en la Metropolitana, O’Higgins, El Maule, Ñuble y Biobío. La segunda etapa continúa en el otrora bolsón radical de votos: Antofagasta, Atacama y Coquimbo.

Dice que, al igual que como lo hicieron en las primarias de alcaldes en todo el país, en las próximas elecciones demostrarán que el PR es “un colectivo revitalizado y que contamos con liderazgos apreciados por la ciudadanía, en todos los niveles”.

“No es tan así”, responde el abogado porteño al ser consultado si es el candidato más débil de la centroizquierda: “En la encuesta Pulso Ciudadano de enero, en un escenario de hipotética primaria de la centroizquierda, aparecimos en segunda posición, considerando las cuatro candidaturas actualmente declaradas por DC, PS, PPD y PR”.

Maldonado dice que esta carrera recién empieza y que es partidario de una primaria legal “lo más amplia que se pueda” y no de preprimarias, como le han propuesto –en público y en privado- sus socios de Convergencia Progresista.

Narváez se instala en Santiago

Pese a estar en Puerto Varas -comuna que permaneció largo tiempo en Fase 1-, Paula Narváez aprovechó la cuarentena para reunirse -vía telemática- con las bases socialistas.

“Desde el 13 de enero, cuando anuncia que será candidata, tuvo como promedio tres zoom diarios”, señala un cercano, además de reuniones virtuales con candidatos de todos los sectores de la centroizquierda, entre ellos, el DC Patricio Vallespín y el independiente Patricio Fernández.

La sicóloga llegó la tarde del miércoles a instalarse con su familia en Santiago. El primer objetivo de su campaña es posicionar su nombre, aún desconocido para la ciudadanía menos politizada.

En su equipo aseguran que cuenta con el apoyo y compromiso de la directiva que preside Álvaro Elizalde, a quien en un principio no le gustó la forma en que surgió su candidatura, impulsada por un grupo de mujeres socialistas, entre ellas Michelle Bachelet, justo cuando el senador analizaba lanzarse al ruedo presidencial.

Todos los consultados concuerdan que aquello es pasado y que Narváez es la candidata del PS y tendrá todo el partido a su disposición. Por lo pronto, ya se le facilitó una oficina en el Instituto Igualdad, donde funcionará su comando.

También citan la declaración firmada esta semana por los extimoneles socialistas (Isabel Allende, Osvaldo Andrade, Ricardo Núñez y Camilo Escalona), quienes junto con mostrarse a favor de una preprimaria, dan un inequívoco respaldo a la exministra.

Paralelamente, la candidata continúa armando equipos temáticos, como “el grupo de los 24″ constitucionalistas que la asesorarán en el debate constitucional y en su participación en cabildos ciudadanos.

Rincón reagrupa a la DC

Desde que ganó las primarias a Alberto Undurraga el 24 de enero, Ximena Rincón ha logrado algo no menor: unir al partido y ponerlo detrás de su candidatura, reconocen en la DC. Algo que no es fácil en una colectividad que ha ido perdiendo poder progresivamente y que la senadora promete recuperar.

Así lo demostró este viernes al presentar a su equipo de campaña junto a representantes de todas facciones. Junto a ella estaban Alejandra Krauss, Yasna Provoste, Gabriel Silber, Andrés Palma, Pablo Badenier, Carolina Leitao y el presidente del Frente de Profesionales y Técnicos, Marcelo Urrutia, quien coordinará el trabajo programático.

Por zoom la acompañaban Fuad Chahin (aislado por Covid), Alejandro Micco, Joseph Ramos, Jaime Hales, Carolina Goic y Mariano Fernández, entre otros.

Uno de los factores que ha aglutinado a la colectividad, comentan algunos dirigentes, ha sido el deseo del PS y el PPD por hacer una preprimaria sin la DC.

“Ximena Rincón está con una agenda muy recargada”, comenta su jefa de campaña, la diputada Joanna Pérez, quien enumera algunas actividades de la semana, como la visita al sacerdote Felipe Berríos en La Chimba (Antofagasta), una conversación con el rector de la U. de Chile, Ennio Vivaldi, y con el consejero de la Conadi Marcial Colín, entre otras.

Sichel trabaja con Chadwick Costa

Pese a que su salida de BancoEstado le afectó comunicacionalmente y lo golpeó en las encuestas, como pretendían sus competidores, hasta ahora no hay dudas en su equipo y en Chile Vamos de que Sebastián Sichel será uno de los competidores de las primarias.

En la centroderecha se comentaba que era la carta de Andrés Chadwick y Andrés Allamand y que, incluso, señalaban algunos, contaba con la simpatía del Presidente Piñera. Sin embargo, hasta ahora no ha habido ninguna señal en ese sentido, salvo su trabajo con Andrés Chadwick Costa, el hijo del exministro del Interior, quien jugó un rol relevante en la campaña de Piñera.

Al ser el único candidato sin una estructura partidaria a su disposición, Sichel y su equipo se propusieron visitar 100 comunas a lo largo del país, de aquí al 4 de julio. El objetivo es apoyar candidatos, pero principalmente “aumentar su conocimiento”, señalan sus cercanos.

El lunes pasado recorrió Limache y La Cruz, donde aprovechó de visitar a su madre y fotografiarse con ella en Instagram. Jaime Briceño, su jefe de gabinete, enfatiza que quieren mostrar que, además de ser candidato, Sichel es hijo, padre y esposo.

El jueves, el exministro presentó su equipo programático, donde está el analista Guillermo Holzmann, la investigadora del CEP Sylvia Eyzaguirre y el ingeniero civil Esteban Jadresic, entre otros.

Sichel dice que otra clave de su candidatura es buscar apoyo en el mundo independiente: “La idea es que mi campaña refresque un poquito el escenario político y que no aparezca un poco lo mismo de siempre, solo con parlamentarios”.

Junto a la Corporación Sumamos trabajan en 20 propuestas programáticas respecto de cómo se puede mejorar la calidad de vida de las personas con políticas públicas, las que se irán anunciando una por semana de aquí hasta las primarias.

/escrito por Juan Andrés Quezada y Emilia Palacios para La Tercera

/gap