Hoy nos encontramos debatiendo sobre cómo mejorar el sistema previsional, en definitiva, mejorar las pensiones, y es algo que no sólo nos preocupa a nosotros como país, sino que en general al mundo entero.

Si bien es cierto, las esperanzas de vida han aumentado considerablemente, aún no se encuentra una solución global al drama que existe de las pensiones miserables, porque también hay que considerar cuales son los obstáculos y las vallas que hay que saltar, como lo hicieron los deportistas panamericanos para llegar a la meta y así verse premiado con la medalla de oro por el fruto del esfuerzo logrado.

Nada es fácil en la vida; un joven que comienza a estudiar, para un día ser un profesional, lograr un buen trabajo, para ir paso a paso construyendo su futuro, tiene la ilusión de ir superándose asimismo, y al pasar de los años, ver que ese ahorro obligatorio se convierta en una pensión digna y suficiente para vivir los próximos 60 años, hoy ve con preocupación que no tendrá ese futuro, hoy lejano, pero que llegará un día, y que su pensión, como hoy la de sus padres o abuelos, no obtendrá las condiciones básicas de un pensionado ya retirado de la vida laboral.

No nos permitamos que ello ocurra, no trunquemos los anhelos y sueños de quienes comparten nuestra falencia de pensiones dignas y hagamos un cambio para que nuestros hijos y nietos, puedan tener una mejor pensión y no sufran el drama actual de nuestro sistema previsional vigente, que funciona como si el tiempo se hubiese detenido y ojalá llegar a un consenso en un tema que no es sólo del gobierno de turno, si no de todo un país que requiere estar a la vanguardia no sólo en tecnología sino también en ofrecer tranquilidad y demostrar interés en solucionar las bajas pensiones, cuando se termina el trabajo, cuando  se termina la salud, y no cuando se termina la vida.

Margot Guerrero Bruner

Asesora Previsional

Corredor de Seguros

www.margotpensiones.com